Medio ambiente y desarrollo
en regiones costeras e islas pequeñas

Versions: English / Français / Español

PESCA SOSTENIBLE EN JAMAICA
Los pescadores de la Bahía de Portland se han convertido en gestionarios para luchar contra la sobreexplotación de los recursos


© Peter Espeut
   

Poder seguir viviendo de la pesca.

Según la Organización para la Alimentación y la Agricultura (FAO), en Jamaica se da el índice de deforestación más elevado del mundo y se practica la pesca más intensiva de todo el Caribe. En este contexto, el gobierno tomó la decisión de ceder la gestión de la nueva zona protegida de la bahía de Portland (PBPA) a una organización no gubernamental, y a través de ella a los 50.000 habitantes de la región

"Es una experiencia valiente en materia de desarrollo sostenible, que combina aspectos sociales, económicos y políticos", reconoce el químico, zoológo y sociólogo de desarrollo rural, Peter Espeut, director de la ONG en cuestión, creada en 1993, la Fundación para la Gestión del Litoral del Caribe (CCAM).

La zona protegida, de 187.600 hectáreas, incluye bosques litorales (41%), zonas húmedas (16%), arrecifes de coral, lechos de espuma de mar, además de una veintena de islas y bancos de coral. La mayoría de sus habitantes obtienen sus escasos ingresos de la pesca y la explotación de los bosques y las zonas húmedas. La mayoría no han pasado de la escuela primaria.

El principio de la CCAM es dar prioridad a esos hombres y a esas mujeres. "Es inconcebible preocuparse más por los árboles y las tortugas que por los seres humanos, afirma indignado Peter Espeut. Algunas zonas, naturalmente, serán objeto de una conservación máxima, pero la gran mayoría de la bahía de Portland se explotará con fines de subsistencia. Si la gestión del medio ambiente no sirve para mejorar las condiciones de vida del lugar, ¿para qué sirve?".

DESCONFIANZA...

La CCAM lleva a cabo estudios socioeconómicos y biofísicos de fondo y organiza consultas con los habitantes, cuya movilización no es fácil. "Existe una desconfianza natural que, en mi opinión, tiene su razón de ser, explica Peter Espeut.

Ya han venido demasiadas personas cargadas de promesas y varios pescadores han caído en la trampa. Además, las reuniones quitan tiempo a actividades rentables, y algunas personas simplemente no pueden".

Esto no impide que gracias a la CCAM se hayan creado los tres consejos de cogestión de los recursos. El primero, el Consejo de Gestión de la Pesca de la Bahía de Portland, cuenta con 32 miembros, en su mayoría representantes de los pequeños pescadores y vendedores, pero también de los clubes de pesca deportiva y de los poderes públicos. Este consejo ha redactado nuevas propuestas para controlar la pesca en la zona (prohibida en algunos sectores) y regular el uso de algunos equipos (redes, dinamita, trampas). Después de haber sido presentado a las organizaciones de pescadores, este texto está ahora en el Ministerio de la Pesca.

También se ha formado a 50 guardas de pesca voluntarios. Tienen poder para arrestar e investigar. Los resultados son muy alentadores. "Toman su trabajo muy en serio, dice Peter Espeut. Para evitar la tentación del favoritismo se ha previsto que, si alguna persona de su entorno viola la ley, sean los propios guardas los acusados. Se han producido varias detenciones y se ha registrado una notable reducción de la pesca con dinamita y del número de tortugas y de manatíes muertos".

SE INICIÓ UNA DINÁMICA...

Siguiendo el mismo modelo se crearon la Oficina de Turismo y el Consejo de los Ciudadanos de la Bahía de Portland. "Los problemas que plantean los mosquitos, el sistema de alcantarillado inadecuado y la falta de agua potable y de teléfono se discuten en el Consejo de los Ciudadanos, que se ha convertido en el lugar donde todas las partes pueden buscar soluciones juntas", comenta Peter Espeut.

Con los aportes de estos tres consejos, la CCAM ha elaborado un plan de gestión de la zona protegida para tres años, que fue aprobado por el organismo gubernamental de protección del medio ambiente.

La UNESCO, por su parte, inició una serie de estudios económicos sobre la bahía de Portland. También ha organizado reuniones entre los pescadores de Portland y sus homólogos haitianos, que les han permitido visitar sus países. Por otra parte, la Unidad para las Regiones Costeras y las Islas Pequeñas ha creado un sitio Internet para PBPA y la CCAM "Sería prematuro cantar victoria, tanto por la protección de los recursos naturales como por la mejora de las condiciones de vida, termina Peter Espeut, pero se ha iniciado una dinámica que parece tener posibilidades de triunfar".

Sue Williamas, UNESCO-Fuentes, Septiembre 1999 - N°115, p. 22

Introducción Actividades Publicaciones Búsqueda
Prácticas sensatas Regiones Temas