Al-Bar’ah, música y danza de los valles dhofaríes de Omán


Inscrito en 2010 (5.COM) en la Lista Representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad

© 2009 Oman Ministry of Information
El bar’ah es un arte musical tradicional de los beduinos que viven en las montañas de la región de Dhofar, situada al sur de Omán. Este arte reviste la forma de una danza guerrera ejecutada al son del tambor y de poesías cantadas en el dialecto de las tribus locales. El bar’ah lo interpreta un grupo de diez a treinta hombres y mujeres colocados en semicírculo. Cantando y batiendo palmas, dos hombres armados con puñales llamados khanjars, ejecutan pasos de danza rituales blandiéndolos por encima del hombro. Aunque esos pasos no son complicados, su coordinación con los intérpretes de los cantos y la música exige una habilidad considerable. Cada tribu posee un estilo propio de bar’ah, que se diferencia de los demás por el ritmo de los instrumentos de percusión y por la forma de los pasos de danza. El acompañamiento musical se efectúa con tres tipos de tambores denominados al-kasir, al-rahmâni y ad-daff y con una flauta llamada al-qassaba. La danza se baila al aire libre con motivo de la celebración de casamientos, circuncisiones y fiestas religiosas. Al igual de lo que ocurre con las demás danzas de los beduinos, durante su ejecución se borra toda distinción de clase social o de otro tipo, ya que los jefes de las tribus y los miembros más humildes de éstas bailan juntos. Además de simbolizar la caballerosidad, la fuerza, la intrepidez, la generosidad y la hospitalidad características de los beduinos, la danza se inspira también en temas poéticos de amor y seducción. Este arte tradicional cuenta en Dhofar con numerosos adeptos que contribuyen al mantenimiento y transmisión de su variada temática poética y de su práctica.