La EPT Evaluación 2000: Informes de Países Portada del Foro Mundial sobre la Educación
   Paraguay
Sumario de informe de país Portada de Informes de Países Informes de países en orden alfabético Informes de países por región



Página siguïente



Parte 1: Sección Descriptiva

Paraguay: Informe Técnico Programa Educación Para Todos

Conferencia de Jomtien de 1990

Introducción

El presente informe es el resultado del proceso de evaluación EFA 2000 según las directivas técnicas establecidas por el Foro Consultivo Internacional sobre Educación Para Todos, las cuales fueron acordadas y ajustadas a nivel país. El trabajo se realizó durante los meses de junio y agosto 1999. Este tiempo fue una limitante para desarrollar con mayor profundidad algunos componentes de la evaluación.

En relación con los datos cuantitativos, se trabajó la totalidad de las variables ( departamentos y zonas geográficas, sexo, y sectores) para los años 1990 (año de inicio del programa), 1994 (año de inicio de la reforma educativa en Paraguay) y 1997 (ultimo año con datos disponibles). En algunos años, comprendidos entre 1990-1997, se pudo trabajar sólo a nivel nacional y zonas geográficas. En Paraguay la discriminación más importante se observa entre las zonas rurales y urbanas.

En cuanto a los datos cualitativos, la opción fue trabajar a partir de estudios o investigaciones ya existentes, complementados con entrevistas a informantes calificados en el área correspondiente.

El informe contempla las tres grandes apartados previstos en el esquema general La primera parte presenta los objetivos y metas del programa a nivel internacional y a continuación los objetivos y metas redefinidos en el Paraguay en los años noventa, .en el marco de la Reforma Educativa. Además, se incluye una referencia general al contexto del país, y del sistema educativo nacional vigente. Asimismo, los planes, programas y proyectos por nivel educativo, en ejecución.

En la segunda parte se analizan los logros del programa en cuanto a la educación inicial, la educación escolar básica y la educación de jóvenes y adultos, según cada uno de los indicadores de EPT, y se incorpora una evaluación general del progreso realizado desde 1990 con respecto a las metas de EPT.

En la tercera parte se profundiza en los aspectos más particulares, caracterizados como desafíos de la educación paraguaya, tales como la implantación de un programa de educación bilingüe, la identificación de escuelas de alto riesgo, la necesidad de un programa de educación indígena, la implantación de un sistema de capacitación y formación docente, el crecimiento de la población escolar, y el fortalecimiento de un programa de educación especial.

La ultima parte contiene una apreciación evaluativa de las perspectivas en cuanto a la Educación para Todos en Paraguay, las estrategias y líneas de acción para el futuro.

Parte 1. Secciones Descriptivas

El objetivo de la Evaluación EPT en el año 2000 es obtener una visión exhaustiva de los progresos, realizaciones y deficiencias de la oferta de educación básica para todos los niños, adolescentes y adultos. Los datos exigidos para la obtención de los indicadores básicos y otras medidas deberían cubrir por consiguiente todos los componentes de la educación básica, tal y como figuran en el Marco de Acción para Satisfacer las Necesidades Básicas de Jomtien.

1. Metas y objetivos de EPT

La Educación para Todos (EPT) se refiere a la oferta de educación básica en el sentido de la "visión amplia" proclamada en la Declaración Mundial sobre Educación para todos que se adoptó en Jomtien. La evaluación debe tratar de cubrir los seis objetivos establecidos en el Marco de Acción para Satisfacer las necesidades Básicas de Aprendizaje (véase el recuadro siguiente)

1.1 Objetivos internacionales (marco de Acción para Satisfacer las necesidades básicas de Aprendizaje)

  • Expansión de la asistencia y de las actividades de desarrollo de la primera infancia;

Acceso universal a la educación primaria y terminación de la misma, hacia el año 2000;

Mejoramiento de los resultados del aprendizaje

Reducción de la tasa de analfabetismo de los adultos, especialmente la desigualdad entre índices de alfabetización de los hombres y los de las mujeres;

Ampliación de los servicios de la educación básica y de capacitación a otras competencias esenciales necesarias para los jóvenes y adultos;

Aumento de la adquisición por los individuos y las familias de los conocimientos, capacidades y valores para vivir mejor por medio de todos los canales de educación

1.2. Fines y objetivos nacionales

Los fines y objetivos de la educación paraguaya fueron redefinidos por la reforma educativa instituida a principios de los años noventa. En ese sentido se expresa que:

"La educación paraguaya busca la formación de mujeres y varones que en la construcción de su propia personalidad logren suficiente madurez humana que les permita relacionarse comprensiva y solidariamente consigo mismo, con los demás, con la naturaleza y con Dios, en un diálogo transformador con el presente y el futuro de la sociedad a la que pertenecen, y con los principios y valores en que ésta se fundamenta"

Aunque no se explicita, se asume como marco los compromisos de Jomtien 1990, garantizando "la igualdad de oportunidades para todos" , y se "busca que varones y mujeres, en diferentes niveles, conforme con sus propias potencialidades, se califiquen profesionalmente para participar con su trabajo en el mejoramiento del nivel y calidad de vida de todos los habitantes del país".

Además, se busca "afirmar y dinamizar la identidad de la nación paraguaya y de sus culturas, en la comprensión, la convivencia y la solidaridad entre las naciones, en el actual proceso de integración regional, continental y mundial".

Por su parte, los objetivos generales son definidos en forma exhaustiva en catorce puntos, con las siguientes intenciones

  1. Despertar y desarrollar las aptitudes de los educandos para que lleguen a su plenitud; formen una conciencia ética y crítica; asuman a la familia como núcleo fundamental de la sociedad; generen y promuevan la democracia participativa, y el cuidado del medio ambiente.
  2. Propiciar oportunidades para que aprendan a conocer, apreciar y respetar su propio cuerpo, y mantenerlo sano y armónicamente desarrollado.
  3. Desarrollar en los educandos su capacidad de aprender y su actitud de investigación y actualización permanente; estimular la creatividad y el pensamiento crítico y reflexivo.
  4. Crear espacios y experiencias de autogestión en las comunidades, y promover en los educandos el respeto al plurilingüismo paraguayo.
  5. Dar formación técnica a los educandos en respuesta a las necesidades de trabajo y a las cambiantes circunstancias de la región y del mundo.
  6. Orientar a los educandos en el aprovechamiento del tiempo libre y en su capacidad de juego y recreación.

Estos fines y objetivos se corresponden con los principios de la educación básica, que es asumida, para orientar las acciones a (i) universalizar el acceso a la educación y fomentar la equidad; (ii) priorizar la calidad de la educación; (iii) atender la pertinencia curricular y mejorar la eficiencia del sistema, y (iv) ampliar el alcance y los medios educativos .

Para comprender esta coincidencia de los cambios fundamentales que la educación paraguaya asumió en el marco de los compromisos de Jomtien 1990, en torno a la iniciativa de la Educación Para Todos, cabe señalar que el Paraguay se halla, desde 1989, en un proceso de transición política hacia la democracia, tras la caída del gobierno dictatorial del Gral Stroessner de 35 años de duración, y que en este contexto se impulsó un proceso de reforma educativa desde fines de 1990 para cambiar la educación para la dictadura por la educación para la democracia.

Este proceso de reforma educativa estableció cambios en el sistema educativo nacional tanto en el aspecto pedagógico como en el administrativo-institucional y el jurídico, a través de los cuales se establecieron nuevas estrategias para aumentar la cobertura, el rendimiento y la calidad de la educación paraguaya, tales como un currículum renovado para la educación inicial y la escolar básica; la reestructuración organizativa y administrativa del Ministerio de Educación y Culto, y un nuevo marco jurídico acorde con la reestructuración política y organizativa del Estado instituida por la Constitución Nacional de 1992.

Con la sanción y promulgación de la Ley General de Educación (Nº 1264 del 26 de mayo de 1998) se institucionalizaron los cambios que el proceso de la reforma educativa incorporó en el sistema educativo nacional, particularmente en relación con la educación general y escolar básica y la administración del Ministerio, que cambia su denominación por el de Ministerio de Educación y Cultura.

Según este nuevo ordenamiento, el sistema educativo nacional incluye la educación de régimen general; la de régimen especial, y otras modalidades de atención educativa.(ver gráfico I.1)

a) La educación de régimen general puede ser formal, no formal y refleja. Sus niveles y ciclos deben articularse de manera que profundicen los objetivos, faciliten el pasaje y la continuidad, y aseguren la movilidad horizontal y vertical de los alumnos.

La educación formal se estructura en tres niveles: (1º) comprende la educación inicial y la escolar básica; (2º) la educación media, y (3º) la educación superior.

1er nivel: La educación inicial comprende dos ciclos (maternal y jardín), mientras que el preescolar integra la educación escolar básica en forma sistemática, y será obligatoria por decreto del Poder Ejecutivo cuando el Congreso de la Nación apruebe los rubros correspondientes en el Presupuesto General de la Nación. La educación escolar básica comprende tres ciclos y nueve grados. Es obligatoria, y es gratuita en las escuelas públicas de gestión oficial, con la inclusión del preescolar.

2º nivel: La educación media comprende el bachillerato o la formación profesional y tiene tres cursos académicos. La formación profesional media está dirigida a la formación en áreas relacionadas con la producción de bienes y servicios.

3er nivel: La educación superior (de grado y posgrado) será ordenada por la ley de educación superior y se desarrolla a través de las universidades e institutos superiores (formación docente), y otras instituciones de formación profesional del tercer nivel.

b) La educación de régimen especial incluye a la educación artística, la educación en lenguas extranjeras y de otras etnias.

c) Otras modalidades de atención educativa: incluye a la educación general básica y educación permanente; la educación para grupos étnicos; la educación campesina y rural; la educación para personas con limitaciones o con capacidades excepcionales, la educación para la rehabilitación social y prevención de adicciones; la educación militar, la educación policial, y la educación para ministros de culto.

1.3. Estrategia de EPT y /o plan de acción

El diseño y ejecución de los programas de mejoramiento de la calidad de la educación preescolar y primaria (MECEP) y de la secundaria (MECES) y la formulación del Plan Estratégico de la Reforma Educativa "Paraguay 2020. Enfrentemos juntos el desafío" constituyen una gran parte de la estrategia definida para encarar el proceso de la reforma educativa en el Paraguay, en el corto, mediano y largo plazos. Los tres son considerados instrumentos de gestión del nuevo proyecto educativo para el país, aunque las características del tercero son sumamente diferentes a los dos anteriores.

Otras estrategias de abordaje del problema educativo nacional en el actual decenio son los planes y programas de carácter nacional de vigencia general dentro del sistema, en tanto que afectan a más de un nivel educativo, como es el caso del bilingüismo, la cuestión indígena, la atención a las personas discapacitadas o excepcionales.

Las acciones previstas en cada una de estas iniciativas establecen sus objetivos, sus metas y sus estrategias operativas de manera específica como se muestra a continuación:

1.3.1 El Plan Estratégico de la Reforma Educativa "Paraguay 2020. Enfrentemos juntos el desafío". Objetivos, metas, estrategias y líneas de acción de la Educación Escolar Básica y de la Educación General Básica, 1997 – 2000 – 2010 – 2020.

A diferencia de los programas de gestión de la reforma educativa del preescolar, y de la educación escolar básica, en sus tres ciclos, denominados "programas de mejoramiento de la calidad de la educación...", el Plan Estratégico "Paraguay 2020" no estableció los planes operativos anuales que permitan su implementación concreta, sino definió en forma global las prioridades, las metas, las estrategias, las líneas de acción y las actividades específicas que se derivan de las mismas, en orden a los fines y objetivos, y los fundamentos de la reforma educativa.

El objetivo del Plan "Paraguay 2020" es el "...presentar la visión del sistema educativo que queremos, como producto de las conversaciones y concertaciones alcanzadas en el proceso de diálogo para este efecto ... y el de delinear una estrategia gradual, que secuencie en el tiempo las acciones a ser realizadas, en respuesta a las prioridades definidas, y tomando en cuenta las limitaciones de recursos financieros y humanos para emprender el proceso de reforma" y "...de organizar las acciones que conduzcan a la consecución de las metas prioritarias y urgentes de la reforma"

Este Plan propone dos áreas prioritarias de cara a fortalecer la competitividad de la fuerza de trabajo y de consolidar la vía democrática de desarrollo en el Paraguay: (1) educación escolar básica y (2) educación general básica para todos. Las metas definidas están relacionadas con el corto, mediano y largo plazo, a partir de 1997 y hasta el 2020.

a) Educación Inicial

A nivel de la educación inicial, se propone realizar un Programa de Educación Inicial Focalizada. Las metas son:

b) Educación Escolar Básica

Objetivos

Los objetivos de le Educación Escolar Básica son los de lograr que la mayoría de las niñas y niños de 6 a 14 años completen el ciclo de nueve años de estudio y adquieran las competencias fundamentales así como las capacidades para una educación permanente, incluidos los que tienen necesidades especiales.

Las metas principales en relación con estos objetivos son:

Cuadro I.1 Propuesta de creación de secciones para el 7º,8º y 9º Grados del tercer ciclo de la EEB 1998 - 2004

Año

Grado

1998

1999

2000

2001

2002

2003

2004

200

150

50

150

100

100

 

 

200

150

50

150

150

100

   

200

150

50

150

250

Fuente: MEC, Plan Estratégico de la Reforma Educativa.., junio de 1996.

c) Educación General Básica

Objetivos

En esta área las acciones buscarán reconocer y potenciar el saber hacer y la cultura popular y a partir de la identificación de las necesidades de las comunidades definir proyectos de acción y programas de alfabetización y de educación básica.

Metas principales:

d) Educación Bilingüe

Los objetivos son :

expectativas y consultas a otros estamentos y actores involucrados en esta temática.

Metas principales:

Las estrategias generales del Plan Estratégico

Las estrategias que orientarán las acciones que deberán ejecutarse para el logro de los fines y los propósitos de este plan son:

  1. la articulación eficaz de los cuatro sistemas mejorados (Formación general básica, educación media técnica, formación profesional, formación especializada de alto nivel para líderes en distintos campos: cultural, empresarial, político,...);
  2. dar prioridad a la educación básica de calidad para todos, tanto en la modalidad escolarizada como no escolarizada;
  3. lograr la concertación sobre los lineamientos para el bachillerato, la educación técnica, la formación profesional y la educación superior,
  4. avanzar gradualmente y por etapas en el programa de reforma de los cuatro sistemas;

A nivel de la Educación Escolar Básica, el énfasis de las acciones estará en fortalecer la calidad de lo existente y el mejoramiento de la calidad de la educación primaria descansa sobre seis líneas de acción, en torno a las cuales se organizan las actividades específicas a ser llevadas a cabo:

  1. consolidar la propuesta curricular centrada en procesos y en contenidos actualizados para toda la educación básica;
  2. desarrollar una política para mejorar la calidad del desempeño docente;
  3. desarrollar una columna de acciones para fortalecer la gestión escolar y la participación de la comunidad educativa en apoyo al proceso de reforma;
  4. desarrollar un programa de atención preferencial a escuelas de alto riesgo educativo. Estas son escuelas con altos índices de deserción escolar, con alto porcentaje de maestras/os no-titulados, y que funcionan con 3 maestras/os o menos;
  5. desarrollar un programa de educación inicial focalizado en zonas de alto riesgo educativo (definidas como aquellas con más altas tasas de repitencia en los primeros grados) de bajo costo.
  6. desarrollar un programa de expansión gradual de la capacidad en el segundo y tercer ciclo de educación básica.

Mientras, a nivel de la Educación General Básica se plantean seis grandes líneas de acción:

  1. fortalecer la cultura comunitaria y la promoción para el desarrollo y el trabajo mediante la educación;
  2. preparar un curriculum de educación básica bilingüe para jóvenes y adultos y materiales de apoyo, prioritariamente para guaraní hablantes;
  3. establecer un programa de Educación Básica Bilingüe por radio para personas guaraní hablantes en todos los departamentos;
  4. desarrollar un Programa de Alfabetización Bilingüe con jóvenes voluntarios y estudiantes de formación docente, colegios, etc.;
  5. diseñar un programa de atención diferenciada a los adolescentes de 10 a 13 años que no están matriculados en la escuela, y
  6. adecuar el presupuesto a nuevas formas de gestión.

Este Plan Estratégico de la Reforma está concebido como un complemento a los demás documentos orientadores de la reforma educativa. Como en el Programa Educación para Todos, en este Plan, la prioridad se centra "en mejorar la calidad y pertinencia de la Educación Básica, tanto en sus modalidades escolarizadas como no escolarizadas... Hay razones lógicas y prácticas para comenzar por este nivel. A nivel de lógica existe consenso en el país en la prioridad de que todas las personas compartan un piso común de conocimientos, habilidades, destrezas y valores, y de que este piso común sea bastante superior al estado actual."

1.3.2 El Programa de Mejoramiento de la Calidad de la Educación Preescolar y Primaria (1994 – 1999)

El Programa de Mejoramiento de la Calidad de la Educación Preescolar y Primaria, es el programa de gestión de la reforma de la etapa preescolar, y del primer y segundo ciclos de la Educación Escolar Básica.. Estableció para el corto plazo, 1994-1999, sus objetivos y metas a través del desarrollo de dos grandes componentes y de cuatro subcomponentes, como lo ilustra el siguiente cuadro.

Los objetivos del Programa son:

  1. mejorar la calidad de la educación preescolar y primaria;
  2. aumentar su eficiencia interna, y
  3. optimizar el uso de los recursos que se destinen a su financiamiento.

Las metas son determinadas en función de sus dos grandes componentes y cuatro subcomponentes

  1. Mejoría de la Calidad de la Enseñanza y de los Maestros
  • Mejoría de la Calidad de la Enseñanza
    • Currículo
    • Textos y materiales didácticos
    • Infraestructura física y escolar: construcción de 822 aulas y rehabilitación de 674 aulas.
    • Información, difusión y capacitación
  • Mejoría de la calidad de los maestros.
    • Obras civiles
  • Capacitación y materiales educativos
  1. Desarrollo Gerencial.
  • Gerencia y Administración
    • Informática administrativa y presupuestaria
    • Mantenimiento de planta física escolar.
  • Gerencia Educativa
    • Informática planeamiento educativo
    • Sistema evaluación rendimiento escolar
    • Fortalecimiento supervisión escolar
    • Estudios

1.3.3 El Programa de Mejoramiento de la Calidad de la Educación Secundaria (1996-2000)

Asimismo, el Programa de Mejoramiento de la Calidad de la Educación Secundaria.(MECES), es el programa de gestión de la reforma del tercer ciclo. Los objetivos establecidos para el período 1996 – 2000 son:

  1. apoyar la implementación de la reforma educativa en el tercer ciclo;
  2. fortalecer la capacidad de gestión en la toma de decisiones, tanto del Ministerio de Educación y Cultura como de las unidades educativas;
  3. mejorar la calidad, la eficiencia y la expansión de la cobertura de la educación secundaria, y
  4. acompañar el proceso de descentralización y desconcentración educativa, según los lineamientos que el MEC establezca, en coordinación con las demás políticas del gobierno y del proyecto.

Las metas están determinadas en función del desarrollo de cinco componentes y 13 subcomponentes:

Fortalecimiento Institucional

Provisión de textos material educativo y apoyo curricular.

Desarrollo de los Recursos Humanos

Infraestructura

Física

Programa piloto de innovaciones

Escolares.

  • Sistema de Estadísticas Educativas
  • Desarrollo de un Sistema de Medición del Rendimiento Académico
  • Investigaciones y Estudios
  • Textos escolares: Materiales Educativos y Bibliotecas Escolares y de apoyo a la UCP
  • Unidad de Recursos para el aprendizaje.
  • Centros departamentales de Recursos para el Aprendizaje
  • Fortalecimiento de la Capacidad de Gerencia- miento de programas de Desarrollo de Recursos Humanos a Nivel Central y Departamental
  • Capacitación para la Gestión escolar
  • Actualización y perfeccionamiento para el Ejercicio Docente
  • Construcción de nuevas aulas
  • Rehabilitación y ampliación de Escuelas
  • Mantenimiento
  • Mobiliario
  • Diseño e implementación de sub proyectos Escolares

Las metas son:

  1. En relación con el subprograma de fortalecimiento institucional: dotar al MEC de un Sistema de Estadísticas Continuas, de un Sistema Nacional de Medición del Rendimiento Académico, y llevar a cabo investigaciones y estudios sobre el Sistema Educativo Nacional con vistas a corregir las dificultades existentes.
  2. En relación con la provisión de textos, materiales educativos y al apoyo curricular, las metas son: a) la dotación de textos escolares para las áreas de Castellano, Ciencias Naturales y Matemáticas, y de materiales didácticos para las de Matemática y Estudios sociales, y b) la dotación bibliotecas escolares (50 textos para las existentes y de 80 textos para los colegios que no poseen bibliotecas).
  3. En relación con el desarrollo de los recursos humanos, capacitar a 6.000 docentes en áreas disciplinarias, y a 75 técnicos del nivel central y departamental; 240 profesionales de nivel departamental; 1110 directores de colegios y liceos; 1110 bibliotecarios; 10.000 docentes y a 150.000 padres y madres de familia, en gestión escolar, proyectos de innovación escolar, y centros de recursos de aprendizaje.
  4. En relación con la infraestructura física, se prevé la construcción de 600 aulas nuevas, la rehabilitación y ampliación de 144 instituciones educativas, incluyendo 907 aulas, y la dotación de mobiliario (sillas pedagógicas, escritorio para el docente, estantes para las bibliotecas y los materiales didácticos).
  5. En relación con los proyectos de innovaciones escolares, se prevé el apoyo a un total de X proyectos, para su formulación, ejecución, y seguimiento.

1.3.4 Educación Especial

La actual tendencia de la Educación Especial en Paraguay se enmarca dentro de "una educación para todos" y dentro de los fundamentos filosóficos de la Reforma Educativa señalan que la educación constituye un derecho y un deber de básica y fundamental exigencia; le corresponde despertar y desarrollar las actitudes de la persona humana para que ésta pueda llegar a su plenitud e integrarse a su entorno haciéndose partícipe de los compromisos de su comunidad. En este marco, los objetivos generales para esta modalidad son los mismos que se establecen para todos los alumnos y alumnas.

Los objetivos específicos son los siguientes:

  1. La provisión de medidas y recursos que compensen las dificultades de los alumnos con necesidades educativas especiales y favorezcan un adecuado desarrollo personal y social.
  2. La preparación de conocimientos y estrategias que le doten de la mayor autonomía e independencia posible.
  3. La preparación para la transición a la vida activa y a la integración en la comunidad que le permita desempeñar un rol activo y productivo en su comunidad y satisfacer sus necesidades económicas y personales.
  4. La facilitación del acceso a la cultura y a los servicios de la comunidad procurando que pueda usarlos en forma adecuada y con el máximo nivel de independencia.

Las estrategias

Las estrategias operativas que la Dirección de Educación Especial lleva a cabo son:

  1. Impulso al Plan de Desarrollo, y dentro de éste, de las acciones tendientes a efectivizar la Integración Educativa de los alumnos con necesidades especiales al Sistema Regular.
  2. Coordinación intersectorial, y promoción en la comunidad educativa del programa y del servicio de apoyo dentro de la Educación Regular.

    Responsabilidad compartida por autoridades de la salud, trabajo, justicia, asociaciones de personas discapacitadas, Asociaciones de Padres, Organizaciones Gubernamentales y no Gubernamentales entre otros, para la prevención, detección, educación e integración de las personas con necesidades educativas especiales.

  3. Inserción de los niños especiales en un contexto escolar concreto a fin de identificar sus necesidades educativas y diseñar la respuesta adecuada.

Plan de Desarrollo de la Educación Especial

En concordancia con la propuesta de la Reforma Educativa, se ejecuta el Plan Estratégico de Desarrollo de Educación Especial, concertado con la participación de los sectores políticos y sociales de la comunidad paraguaya con el objeto de reducir el innecesario incremento de la población de educación especial mediante acciones de carácter preventivo que incluyeran el proceso de reinserción a la escolaridad regular para la atención en la misma de sus necesidades educativas especiales.

El Programa inició sus acciones, en el marco de los siguientes propósitos:

  1. Reconceptualización de la Educación Especial como un conjunto de recursos técnicos de apoyo a la atención de las necesidades educativas especiales de los alumnos, en el marco de las actuales tendencias pedagógicas y de la filosofía y objetivos de la Reforma Educativa
  2. Mejorar la calidad de los programas y servicios de Educación Especial para hacerlos pertinentes a las demandas de las personas con necesidades educativas especiales.
  3. Integrar a la población con necesidades educativas especiales a la educación regular.
  4. Promover la acción comunitaria organizada para el desarrollo de proyectos en favor de las personas con necesidades educativas especiales.

Programas innovadores

  1. Programas de Apoyo: son servicios específicos que se brindan en las escuelas con clases especiales instalados en escuelas regulares en casi todo el territorio de la república.
  2. Escuelas Especiales son centros de recursos comunitarios para apoyo a las Escuelas de su entorno, enfatizando su atención a los alumnos que presentan dificultades severas o apoyando y asistiendo la integración educativa, promoviendo en la comunidad acciones de coordinación con sus organizaciones para la atención integral de las personas con necesidades especiales, así también como recurso para la capacitación en materia de Educación Especial a docentes y padres.
  3. Clases especiales son integradas en escuelas regulares y constituyen servicios específicos en poblaciones de menor concentración. Su propósito es la atención diferenciada a aquellos alumnos que por sus características particulares solo pueden integrarse parcial o socialmente a las actividades de la Escuela donde se encuentran insertados.
  4. Formación Laboral se brinda preferentemente en los Centros de Educación Especial. Actualmente se encuentran en proceso de revisión del enfoque tradicional un entrenamiento manual a una real capacitación para el trabajo en función a las características de las personas con necesidades especiales a las exigencias tecnológicas y de comunicación y a las demandas del mercado laboral, de modo a hacer efectiva su inserción socio laboral.

Educación indígena

La característica de la educación impartida a las poblaciones nativas radica en que los programas de estudio son flexibles y se adecua a los requerimientos socio-culturales de cada parcialidad; Algunas de ellas cuentan con textos didácticos escritos en su propia lengua.

1.3.6 Otros planes y programas educativos

Además de los referidos, existen otros planes, programas y proyectos educativos implementados en el marco de la reforma de los años noventa, y que constituyen apoyos estratégicos al proceso de cambio establecido en la sociedad y el Estado paraguayo, y que están en relación estrecha con la educación escolar y general básica, por lo que el análisis del proceso desarrollado los refiere.

En este sentido es fundamental mencionar los siguientes: Programa Nacional de Educación Bilingüe; Programa Escuela Activa "Mitâ irû", Programa Educativo de Fe y Alegría; Programa Nacional de Igualdad de Oportunidades para las Mujeres en Educación (PRIOME); Programa de Actualización Permanente de Docentes en Servicio y Programa de Actualización de Formadores y de Miembros de Equipos Técnicos de Nivel Central y Departamental del Sistema Nacional de Actualización Docente (SINAD)

1.4. Toma de decisiones y manejo de EFA

El Paraguay no cuenta con un mecanismo especial para el diseño, ejecución y seguimiento de un Programa de Educación Para Todos, sino ha instituido un proceso de reforma educativa en el que se propuso priorizar la educación básica para todos.

El Ministerio de Educación y Cultura es el organismo responsable del desarrollo, dirección, coordinación, ejecución y supervisión de la política educativa del país. En ese marco, administra la educación de nivel inicial y la escolar básico, el medio y el superior no universitario (incluye formación docente) del sector público y controla las actividades del sector educativo privado.

En el proceso de reforma de la educación básica se ha apoyado en el Consejo Asesor de la Reforma Educativa, en los Congresos Regionales y Nacionales de Educación, en el Grupo de Diálogo Estratégico, y en un número determinado de Comisiones Nacionales (p.e. la Comisión Nacional del Bilingüismo). A partir de la promulgación de la Ley Nacional de Educación, mayo de 1998, se halla instituido el Consejo Nacional de Educación y Cultura.

Del Consejo Asesor de la Reforma Educativa al Consejo Nacional de Educación y Cultura

El Consejo Asesor de la Reforma Educativa es considerado el principal actor de la reforma en la fase de construcción conceptual de la propuesta, justamente con técnicos profesionales, y los funcionarios técnicos del nivel operativo del MEC, de sus diferentes direcciones y departamententos".

Fue creado por el Decreto Nº 7815 del 26 de noviembre de 1990 que instituyó, a su vez, la Comisión Nacional de la Reforma Educativa. Fue integrado por 12 miembros, con el objetivo de: (i) preparar el diagnóstico de la situación general de la educación en la República; (ii) Formular el proyecto de la Reforma Educativa, y (iii) Acompañar el proceso de su implementación en la diversidad de sus elementos y aspectos concurrentes.

Este Consejo, tras identificar por consenso las áreas prioritarias, ha organizado su trabajo por comisiones; algunas, para elaborar un marco general de la Reforma (filosofía de la educación, política educativa, bilingüismo, democratización, financiamiento y educación terciaria) y otras, para el estudio y análisis de aspectos o problemas más urgentes (formación docente, educación básica para todos, reforma administrativa).

Los documentos producidos por las diferentes comisiones fueron presentados para su discusión previa de todos los directores de departamentos dependientes de la Subsecretaría de Estado de Educación. Una vez conformado el documento final y después de su aprobación en plenaria, era devuelto al Ministro de Educación y Culto para convocar a un amplio debate nacional sobre el referido documento, de modo a integrar a todo el país en un gran proceso de comunidad educativa autogestionaria y abierta.

El ciclo de discusión y enriquecimiento del documento final se cerró en un Congreso Pedagógico Nacional convocado por el MEC con la participación de representantes de diversos esbatimentos sociales, instituciones públicas y privadas.

Esta conformación del Consejo por miembros extraños a la administración del MEC generó asimismo dificultades de comunicación humana que fueron salvándose gradualmente gracias a un espíritu de apertura. También para su funcionamiento, el Consejo se vio limitado operativamente por la precariedad de recursos financieros y de apoyo logístico.

El 26 de mayo de 1998 el Poder Ejecutivo promulgó la Ley General de Educación, en virtud de la cual fue creado el Consejo Nacional de Educación y Cultura y por las disposiciones transitorias y complementarias, los miembros del Consejo Asesor de la Reforma Educativa pasaron a formar parte del nuevo Consejo, hasta el inicio del siguiente período legislativo.

La Ley General (Nº 1264) regula la conformación y funciones del Consejo. Con relación al ámbito de competencia le atribuye la responsabilidad de "proponer las políticas culturales, la reforma del sistema educativo nacional y acompañar su implementación en la diversidad de sus elementos y aspectos concernientes" (art. 92).

Asimismo, en el art. 93 establece que "compete al Ministerio de Educación y Cultura y al Consejo Nacional de Educación y Cultura garantizar la continuidad de los planes de educación a mediano y largo plazo, así como asegurar la coherencia y coordinación entre todas las instancias administrativas e instituciones del Estado que prestan servicios de educación y cultura".

De forma más especifica según el art. 95, inciso d), le corresponde al Consejo "evaluar e informar al Poder Ejecutivo y al Poder Legislativo sobre la situación y evolución del sistema educativo nacional, por los conductos correspondientes".

El art.99 define la composición de este Consejo: "Los miembros del consejo serán elegidos y renovados parcial y sucesivamente cuatro cada tres años (sic), siendo elegidos ellos por el Presidente de la República, oído el parecer de las Comisiones de Cultura y Educación de ambas Cámaras del Congreso Nacional".

1.4.2. La continuidad en el proceso de decisión.

En su informe sobre la situación de la Educación paraguaya, a fines de 1998, el Consejo quiso "llamar la atención sobre la existencia de posturas que son extremadamente riesgosas para garantizar una favorable evolución de la educación paraguaya". Según esto: "la complejidad de los procesos en curso y la alta demanda de continuidad suponen la imperiosa necesidad de preservar al máximo los cuadros técnicos y profesionales involucrados en la orientación, conducción o administración del proceso educativo. Los cambios de las políticas, la eliminación y sustitución periódica de profesionales responsables y de técnicos competentes, la ruptura de planes, proyectos y programas frenan e impiden alcanzar los objetivos previstos y destruyen los procesos y los frutos esperados. En educación, los periodos de cinco años son extremadamente insuficientes para alcanzar las metas y finalidades fundamentales".

Esto se daba en el contexto del nuevo gobierno asumido en agosto de ese año, en medio de un clima de inseguridad e incertidumbre respecto del carácter democrático del grupo gobernante, quien finalmente fue depuesto en marzo de 1998, en medio de una movilización ciudadana y republicana liderada por el Congreso Nacional y la juventud.

En realidad, si se tiene en cuenta todo el período 1990-1999, los cambios fueron mucho más frecuentes que cada cinco años, pues en este lapso se sucedieron nueve ministros de educación, dos de ellos cumpliendo una segunda vuelta .

1.5. Cooperación en EPT

Los servicios de educación inicial, escolar básica, de jóvenes y adultos, y de formación y actualización, son proveídos fundamentalmente por el MEC, que es preponderante en la mayoría de estos niveles educativos. El sector privado de la educación, no obstante, tiene un significativo margen de participación en cada uno de ellos, tanto en su carácter lucrativo como no lucrativo. El peso de cada sector es posible observar en los indicadores de la EPT.

En los años noventa, se observan cambios importantes con la incorporación de nuevos actores o sectores en la provisión de los servicios, apoyo y financiamiento de la educación paraguaya, particularmente en la inicial y escolar básica, como es el caso de las governaciones y municipalidades. La información disponible empieza a evidenciar este hecho incipiente para el país.

En cuanto a la cooperación comunitaria y de las familias es una constante en el desarrollo de la educación inicial y escolar básica. En los años noventa, la reforma educativa ha planteado la necesidad de su organización racional en relación con una organización racional de la gestión escolar y la participación de todos los actores involucrados e interesados en la educación paraguaya, a través de la incorporación y uso de nuevos conceptos y formas de funcionamiento de dicha gestión, así como del gerenciamiento de los planes, programas y proyectos educativos.

Por otro lado, se ha operado un cambio en la cooperación de las familias y las comunidades al establecerse modalidades de autogestión de los servicios educativos como los desarrollados en la educación inicial como se verá más adelante.

1.5.1 Marco legal

Dentro de los cambios operados en la cooperación en EPT, también hay que destacar que el marco legal que establece y regula su funcionamiento ha sido objeto de nuevas incorporaciones, reestructuraciones y ajustes.

La nueva Ley General de Educación (mayo de 1998) que la asignación presupuestaria para la educación, en ningún caso podrá ser menor al veinte por ciento del presupuesto general de Gastos de la Nación, sin incluir los recursos del crédito ni las donaciones externas (art. 145 ).

En su art. 146: "El sistema educativo nacional contara además con los aportes oficiales de las gobernaciones y de los municipios, de acuerdo a las políticas de descentralización y la administración de sus presupuestos".

En su art. 148: "En la asignación de recursos se dará prioridad a la educación de los sectores marginales de la población, al sector rural, a las áreas urbanas marginales y a las zonas fronterizas".

En su art. 149 define la cooperación con instituciones privadas: "El Estado, ..., buscará y concertará con las instituciones educativas privadas que cumplen la función social del servicio educativo a comunidades y ciudadanos con necesidades básicas insatisfechas, el modo de financiar y de hacer realidad para ellos la gratuidad de la educación escolar básica".

En su art. 151 define la movilización de recursos de la comunidad educativa: "El reglamento interno o las normas de convivencia de cada institución y los estatutos correspondientes a las asociaciones de padres, profesores administrativos, alumnos de la comunidad educativa institucional, determinarán el modo de administración y uso de los fondos y recursos que puedan aportar los miembros de tales asociaciones a la institución y el sistema de controlaría de los mismos".

En su art. 153 define la cooperación con el sector privado: "El Ministerio creará programas especiales y formalizará convenios con empresas a objeto de obtener su cooperación para instituciones educativas, programas de pasantías para educación técnica, capacitación en sistema dual, actividades culturales e investigación científica".

Y por fin en los artículos 154 y 155 se prevé estímulos especiales para alumnos y educadores, especialmente para aquellos que trabajan en zonas de incomodidad relativa. También para instituciones educativas con destina a investigación, ampliación de la cobertura educativa, construcción de infraestructuras, bibliotecas, materiales y equipos didácticos; sobre todo cuando se trata de servicios de carácter solidario, comunitario y cooperativo con sectores marginales...

1.5.2 La cooperación internacional

Un aspecto muy importante del proceso desarrollo de la educación inicial y escolar básica en los años noventa es el decidido apoyo de la cooperación internacional a la reforma de la educación paraguaya, tanto por el lado de la asistencia técnica y financiera de carácter reembolsable como por el lado de las donaciones.

El programa de gestión de la reforma del preescolar, y del primer y segundo ciclo de la educación escolar básica, MECEPP (MEC-BID), ejecutado entre 1994-1999, tiene un costo total estimado en 59 millones de dólares, el cual es financiado en un 90 % a través de un crédito del Banco Interamericano de Desarrollo, de 52.8 millones de dólares. La partida más importante del mismo, de 46.5 millones de dólares, es un préstamo en condiciones considerablemente blandas en el contexto actual, al establecer tasas de interés del 1 al 2 % anual, y un vencimiento de 40 años de plazo.

Mientras, el programa de gestión de la reforma del tercer ciclo, MECES (MEC-BIRF), que está siendo ejecutado desde 1996 al 2000, tiene un costo total estimado en 40 millones de dólares, que es financiado en un 60 % a través de un crédito del Banco Mundial, de 24.5 millones de dólares americanos, a una tasa de interés Libor (interbancaria de Londres, variable) y a un plazo de vencimiento de 12 años.

Asimismo, el MEC ejecuta desde 1996 un crédito atado concedido dentro del Programa Global de Cooperación Económica y Financiera con España, referente al suministro de construcciones, equipos y servicios de empresas españolas para la educación técnica del tercer ciclo y los institutos de formación docente, con un monto estimado en 20.7 millones de dólares.

En cuanto a la cooperación internacional no reembolsable, las donaciones, también han sido de magnitud considerable, tanto las provenientes de los organismos multilaterales de cooperación como del sector privado.

Entre los organismos multilaterales de cooperación se destaca la asistencia técnica y financiera del sistema de las Naciones Unidas, y dentro de ella, el UNICEF. Este, ha transferido al MEC, entre 1992 – 1997, 775.3 mil dólares americanos, para la operacionalización de los programas de educación inicial y del primero y segundo ciclo de la EEB, particularmente, los de carácter innovativo: el impulso a la educación inicial no escolarizada (Programa Mitâ róga") y a la escuela activa en zonas rurales y urbano-marginales (Programa Escuela Activa Mitâ irû). Además, ha prestado asistencia técnica para el diseño, ejecución y seguimiento de dichos programas.

Entre las instituciones y organizaciones de cooperación privada externa, son destacables las ligadas con el Movimiento Fé y Alegría, cuyo proyecto educativo ha obtenido un fondo donativo internacional de 2.2 millones de dólares entre 1993-1997, para la inversión en construcciones escolares, elaboración y suministro de materiales, capacitación docente y en la gestión de sus programas de: (i) Educación Formal desarrollado en las escuelas suburbanas de Asunción y seis distritos del área metropolitana; (ii) Educación Rural Bilingüe Intercultural (PREBI), en los departamentos de Concepción, San Pedro, Misiones y Caaguazú, y (iii) Educación de Adultos, por radio, en los departamentos de Concepción, San Pedro, Misiones, Itapúa, Caaguazú, Villa Hayes (Chaco).

1.6. Inversión en EPT desde 1990

1.6.1. El incremento del gasto educativo y del gasto en primaria

El gasto público en educación fue sostenidamente creciente en los años noventa, y ese crecimiento está relacionado con el desarrollo de la reforma de la educación escolar básica, fundamentalmente, con vistas a superar la situación de déficit heredada de la época anterior, tanto en cuanto al salario docente, como de la matrícula de la educación inicial y de la educación escolar básica, en la que se puso énfasis.

El gasto realizado por el MEC creció más de tres veces en términos reales entre 1990 –1997, crecimiento que también se verifica en su relación con el gasto total realizado por la administración central del Estado, al pasar de un 11 % a más del 21 %, y con el producto nacional bruto (PNB) y el producto interno bruto (PIB), al triplicar el coeficiente de 1.2 a 3.8 y 4.0 % respectivamente, como se verá más adelante con el análisis de los indicadores del gasto.

En este contexto, el gasto en la educación primaria, agregado al de la educación inicial y especial como lo registra la estadística oficial, tuvo un crecimiento sostenido y relativamente más acelerado que el del gasto total ejecutado por el MEC, al aumentar a más de tres veces en términos reales en el mismo lapso referido.

Este aumento del gasto en la educación primaria refleja, sin duda, el impulso dado por la reforma educativa a la educación escolar básica, la que estableció como una de las condiciones para su realización, el mejoramiento de las condiciones del trabajo docente, y más particularmente del salario docente.

Asimismo, entre 1994 – 1998 fue implementado el Programa de Mejoramiento de la Calidad de la Educación Preescolar y Primaria, en sus diversos componentes –reforma curricular, dotación de nuevos textos y materiales didácticos, infraestructura física, formación y actualización docente, gestión escolar y fortalecimiento institucional del MEC- junto con la política de expansión de la matrícula hacia una cobertura universal y equitativa.

1.6.2 El crecimiento del salario docente

El aumento en el gasto del salario docente en los años noventa se dio a través de dos vías: (i) el incremento salarial y (ii) el aumento de la contratación del número de docentes.

En el primer caso, el salario docente de primaria ha mejorado sustancialmente al seguir, entre 1989 a 1992, un proceso de crecimiento hacia la equiparación al salario mínimo legal por cada turno de trabajo, y al ajuste inflacionario y la recategorización después.

El salario nominal del maestro de grado de primera categoría (con título habilitante) pasó de 78.800 guaraníes en 1989 a 244.900 guaraníes en 1992 y a 650.480 a principios de 1999 por cada turno de trabajo. Mientras el salario nominal del maestro de grado de segunda categoría (bachiller sin título habilitante) pasó de 44.100 guaraníes a 158.400 y a 397.060 guaraníes en el mismo lapso, a un margen equivalente al 56; 53 y 61 % de la primera categoría.

Cuadro 1. Salario nominal por categoría

Docente. En guaraníes. 1989 - 1999

Año

Salario Nomin

1ª Categoría

Salario Nomin

2ª Categoría

1989

78.800

44.100

1992

244.900

158.400

1999

650.480

397.060

1ª Cat: Maestro de aula con título

2ª Cat. Maestro bachiller sin titulo habilitante

Fuente: MEC, Dirección del Presupuesto, julio de 1999.

En términos reales, manteniendo constante el guaraní a 1982, ambas categorías han más que duplicado su nivel real entre 1990 – 1997, al registrar un incremento real del 107.4 % el de primera categoría, y del 140 % el de segunda categoría, para maestros de grado del sector público.

En cuanto a la creación de nuevos cargos docentes fue considerable. Entre 1990 – 1997 se pasó de un número de 27.490 a 43.812 docentes, en sus diversas categorías presupuestarias.

Ambos aspectos han elevado sustancialmente el gasto educativo público y privado. El gasto corriente y por consiguiente el gasto total ejecutado por el MEC aumentaron a tasas reales del 14.6 y del 16.0 %, respectivamente, entre 1990 – 1997.

1.6.3 El aumento de la cooperación internacional

Como se pudo ver en el punto arriba descrito de la cooperación en EPT, el incremento de la cooperación internacional en el financiamiento y la asistencia de la educación inicial y escolar básica es un aspecto fundamental del proceso operado en los años noventa.

Asimismo, como se ha visto más arriba dicho incremento está relacionado con la ejecución de programas y proyectos educativos concretos, e incluye tanto al crédito externo de carácter reembolsable como las donaciones.

1.6.4 Nuevas inversiones

La ejecución de los Programas de Inversión del MEC ha pasado de un 3.3 % sobre el total del gasto ejecutado en 1994 a un 7.0 % en 1995, y al 9.1 % en 1997, aunque en un contexto en el que el grado de ejecución de los programas de inversión presupuestados disminuyeron tendencialmente por la presión de los gastos corrientes, de un 83.0 % en 1994 a un 55.7 % en 1997

En términos más específicos relacionados con los programas más destacados de la reforma del preescolar y de la educación escolar básica en ejecución en el presente decenio, se tiene la siguiente situación:

La ejecución del Programa de Mejoramiento de la Calidad de la Educación Preescolar y Primaria (MEC-BID) en sus diversos componentes ha significado nuevas e importantes inversiones que están relacionadas con la ejecución de sus componentes y la considerable incorporación de los recursos del crédito externo y de las donaciones internacionales como se ha visto.

Entre 1994 y principios de 1999 ha ejecutado el 77 % de su presupuesto, invirtiendo 20.6 millones de dólares en la elaboración, impresión y distribución gratuita de los nuevos textos escolares del 1º al 6º, incluyendo bibliotecas escolares y materiales didácticos como se verá más adelante. Asimismo ha invertido en la capacitación y actualización docente unos 800 mil dólares.

Además, el Programa ha invertido más de 13.3 millones de dólares en el diseño, supervisión y construcción de espacios escolares, y otros 3.0 millones de dólares en el mantenimiento de los existentes. Mientras, la inversión en mobiliarios y equipos suman a la fecha más 850 mil dólares.

Por su parte, la ejecución del programa de gestión de la reforma del tercer ciclo de la educación escolar básica, MECES (MEC-BIRF) también ha realizado considerables inversiones en sus diversos componentes. A noviembre de 1998, la inversión realizada en la provisión de bibliotecas escolares y materiales didácticos sumaba 811 mil dólares americanos; en la capacitación y actualización docente 281 mil; en el suministro de bienes no comprendidos en los componentes de textos y proyectos innovadores 2.6 millones, en el diseño, la construcción y la rehabilitación de espacios escolares – a través de la participación directa de las Asociaciones de Padres de los colegios secundarios beneficiarios- 4.7 millones de dólares americanos, y en el componente de proyectos de innovación escolar, 350 mil dólares

Además, la ejecución de los programas alternativos y complementarios a los citados, como los citados en el caso de Fe y Alegría y Plan Internacional que han invertido en sus programas educativos alrededor de 5 millones de dólares entre 1992-1997, con base en las donaciones externas.

1.6.5 La participación privada y comunitaria

Como se podrá ver en la mayoría de los indicadores educativos analizados en la segunda parte, el sector privado tiene una participación significativa en la educación paraguaya, aunque en muy pocos casos es preponderante. En la mayoría de los casos, esta participación se da con base en el cobro de matrículas anuales y cuotas mensuales a las familias usuarias de sus servicios educativos. En forma complementaria también recurren a la realización de eventos con el propósito de recaudar mayores fondos, de las que participan principalmente las familias usuarias, empresas privadas, entre otros. En el caso de los centros educativos ligados a las congregaciones religiosas también obtienen financiamiento de sus casas matrices del exterior.

Sin embargo, en los años noventa, numerosos centros educativos privados, particularmente los de carácter religioso han tendido a la obtención de la subvención estatal para aumentar el acceso relacionado con los estratos medios de la población. Esta figura de los centros privados subvencionados, también ha sido un alivio para la presión que el crecimiento de la demanda educativa ha ejercido sobre las instituciones escolares oficiales en las zonas urbanas, y por el lado de la política educativa permitió una mayor expansión de la matrícula de la educación escolar básica.

En cuanto a la participación de las familias y las comunidades en la educación escolar básica, a nadie escapa la importancia de esta cooperación económica en la vida de las escuelas y los colegios de todo el país.

Esa cooperación puede incluir desde la donación del terreno, la construcción de la escuela, y el pago de los docentes, en una primera etapa de iniciación del proyecto comunitario de la escuela o colegio, hasta su mantenimiento permanente. La cooperación económica de los padres, en efectivo, en especie, en horas de trabajo incorporado, son recursos locales genuinos de las escuelas y colegios públicos en general.

Además, las asociaciones de padres también han empezado a recurrir a la movilización de los fondos municipales en el presente período de la descentralización política, y de los nuevos gobiernos departamentales.

Una encuesta de carácter indicativo sobre los gastos de las familias y de la comunidad en las escuelas primarias y secundarias del país determinó que un 29.5 % del total del personal en servicio de las escuelas primarias encuestadas son financiados por medio de las fuentes locales en 1996. Dentro de este total, las fuentes locales cubren el pago al 28 % de los docentes; al 20 % de los directores; al 38 % del personal administrativo y al 68 % del personal de limpieza y guardia. Además, estableció que el financiamiento de las fuentes locales se da en forma mayoritaria en las zonas urbanas

En cuanto a las instalaciones edilicias de las escuelas, en el 65 % habían sido totalmente financiados por las fuentes locales, y otro 7 % lo fueron parcialmente.

La reforma educativa de la EEB no ha planteado dejar de lado y sustituir esa cooperación de las familias y de la comunidad, sino la necesidad y los recursos para su reactivación, impulso, apoyo y mejor organización, ligada a la necesidad de su participación en la gestión escolar en su totalidad, y en el proceso educativo.

Para concluir, cabe significar aquí que estos cambios en el gasto y en la política educativa del Paraguay plantean nuevos desafíos desde el presente año 1999, y el siguiente decenio que se inicia en el 2000. Pues, la sociedad, el Estado y el sector educativo deben optar por consolidar la reforma del primer y segundo ciclo de la educación escolar básica; continuar con el tercer ciclo, y expandir la cobertura de la educación inicial, en un contexto económico nacional y regional que desde 1998 se muestra crítico.

Resumen de la primera parte.

El Paraguay no cuenta con un mecanismo especial para el diseño, ejecución y seguimiento de un Programa de Educación Para Todos, sino ha instituido un proceso de reforma educativa en el que se propuso priorizar la educación básica para todos.

En los fines de esta Reforma Educativa, aunque no se explicita, se asume como marco los compromisos de Jomtien 1990, garantizando "la igualdad de oportunidades para todos".

Este proceso de reforma educativa estableció cambios en el sistema educativo nacional tanto en el aspecto pedagógico como en el administrativo-institucional y el jurídico, a través de los cuales se establecieron nuevas estrategias para aumentar la cobertura, el rendimiento y la calidad de la educación paraguaya, tales como un currículum renovado para la educación inicial y la escolar básica; la reestructuración organizativa y administrativa del Ministerio de Educación y Culto, y un nuevo marco jurídico acorde con la reestructuración política y organizativa del Estado instituida por la Constitución Nacional de 1992.

El diseño y ejecución de los programas de mejoramiento de la calidad de la educación preescolar y primaria (MECEP, MEC-BID), de la secundaria (MECES, MEC-BIRF) y la formulación del Plan Estratégico de la Reforma Educativa "Paraguay 2020. Enfrentemos juntos el desafío" constituyen una gran parte de la estrategia definida para encarar el proceso de la reforma educativa en el Paraguay, en el corto, mediano y largo plazos. Los tres son considerados instrumentos de gestión del nuevo proyecto educativo para el país, aunque las características del tercero son sumamente diferentes a los dos anteriores.

Para comprender esta coincidencia de los cambios fundamentales que la educación paraguaya asumió en el marco de los compromisos de Jomtien 1990, en torno a la iniciativa de la Educación Para Todos, cabe señalar que el Paraguay se halla, desde 1989, en un proceso de transición política hacia la democracia, tras la caída del gobierno dictatorial del Gral Stroessner de 35 años de duración, y que en este contexto se impulsó un proceso de reforma educativa desde fines de 1990 para cambiar la educación para la dictadura por la educación para la democracia.

El Ministerio de Educación y Cultura es el organismo responsable del desarrollo, dirección, coordinación, ejecución y supervisión de la política educativa del país. En ese marco, administra la educación de nivel inicial y la escolar básico, el medio y el superior no universitario (incluye formación docente) del sector público y controla las actividades del sector educativo privado.

En el proceso de reforma de la educación básica se ha apoyado en el Consejo Asesor de la Reforma Educativa, en los Congresos Regionales y Nacionales de Educación, en el Grupo de Diálogo Estratégico, y en un número determinado de Comisiones Nacionales (p.e. la Comisión Nacional del Bilingüismo). A partir de la promulgación de la Ley Nacional de Educación, mayo de 1998, se halla instituido el Consejo Nacional de Educación y Cultura.

En su informe sobre la situación de la Educación paraguaya, a fines de 1998, el Consejo quiso "llamar la atención sobre los cambios de las políticas, la eliminación y sustitución periódica de profesionales responsables y de técnicos competentes, la ruptura de planes, proyectos y programas frenan e impiden alcanzar los objetivos previstos y destruyen los procesos y los frutos esperados. En educación, los periodos de cinco años son extremadamente insuficientes para alcanzar las metas y finalidades fundamentales".

En cuento a la cooperación en educación, la nueva ley general de educación define las políticas de descentralización y cooperación con instituciones privadas, comunidades locales, empresas...

Por fin, se ve que el gasto público en educación fue sostenidamente creciente en los años noventa (el gasto realizado por el MEC creció más de tres veces en términos reales entre 1990 y 1997), y ese crecimiento está relacionado con el desarrollo de la reforma de la educación escolar básica, fundamentalmente, con vistas a superar la situación de déficit heredada de la época anterior, tanto en cuanto al salario docente, como de la matrícula de la educación inicial y de la educación escolar básica, en la que se puso énfasis.


Sumario Página siguïente