Información para el desarrollo

Uno de los retos con que se enfrenta el PIPT es explicar a los gobiernos y las comunidades la utilidad de la información para resolver los problemas del desarrollo. Los objetivos de la Declaración del Milenio de las Naciones Unidas vinculan el desarrollo y la erradicación de la pobreza con el buen gobierno y la transparencia.

Los costos que traen aparejados el descuido y la desorganización de los documentos en las organizaciones están muy subestimados. Es necesario reconocer los beneficios de una gestión adecuada, que tenga en cuenta la eficacia y la transparencia.

Un estudio de la UNESCO llegó a la conclusión de que la libertad de prensa está estrechamente vinculada a un buen nivel de desarrollo y una reducción de la pobreza; con el acceso a los productos de primera necesidad y una mejor nutrición; así como con una atención médica digna. La libertad de prensa ayuda a mostrar a los gobiernos sus verdaderas responsabilidades.

Como herramienta de desarrollo, la prensa es tan eficaz como la inversión o la educación. Lo mismo se puede afirmar de los medios de comunicación digitales, que se basan en las TIC, cuya importancia irá en aumento.
Al hacer públicas las cifras de planificación de los presupuestos del Estado, garantizar la transparencia y la competitividad de los procesos de licitación y mejorar la rendición de cuentas de las oficinas estatales, la información para el desarrollo sirve de herramienta para potenciar la autonomía. También es útil para aumentar las oportunidades y la seguridad de los medios de subsistencia. La principal cuestión subyacente es la necesidad de destacar no sólo la importancia del acceso a la información sino también la pertinencia y utilidad de la misma.   

La conveniencia de desarrollar la capacidad humana y de facilitar el acceso a la información y el conocimiento para el desarrollo es bien conocida, pero hay que esforzarse más en explicar y demostrar las ventajas de invertir en estos recursos.

Principio de la página