F-ODM Cultura y Desarrollo : una mirada más cercana

Establecido en diciembre de 2006 con una contribución de 528 millones de euros (710 millones de dólares) del Gobierno de España al Sistema de Naciones Unidas (SNU), el Fondo para el logro de los Objetivos de Desarrollo del Milenio (F-ODM) es un mecanismo innovador de cooperación internacional que pretende acelerar el avance hacia la consecución de los ODM en el mundo. Basándose en la ventaja comparativa de las organizaciones de las Naciones Unidas y en su actuación mancomunada en el contexto de la Reforma de las Naciones Unidas, el F-ODM apoya los esfuerzos de los gobiernos nacionales, autoridades locales y organizaciones de la sociedad civil para combatir la pobreza y la desigualdad en ocho esferas temáticas denominadas “Ventanas Temáticas”, una de las cuales es la de Cultura y Desarrollo (C y D). 

La UNESCO, en su calidad de Agencia especializada de las Naciones Unidas a quien se ha confiado un mandato específico sobre la cultura, fue designada Convenor de la Ventana Temática Cultura y Desarrollo con un papel dirigente en esta actuación conjunta del sistema de las Naciones Unidas. 

El objetivo general de la Ventana Temática Cultura y Desarrollo consiste en demostrar que, si bien no se menciona explícitamente la cultura en los ODM, los recursos culturales son un componente esencial del desarrollo nacional, especialmente en términos de reducción de la pobreza y de inclusión social. En este marco se han concebido 18 programas de desarrollo (llamados Programas Conjuntos) para ser ejecutados en un periodo de 3 a 4 años.

Como nuevo modo de cooperación internacional, el F-ODM suscitó innovaciones y conocimientos considerables. Consciente de la necesidad de aprovechar la experiencia de esos 18 programas de desarrollo, la UNESCO está trabajando en asociación con la Secretaría del F-ODM en el área de  Gestión del Conocimiento (GC)  a fin de facilitar espacios en los que compartir experiencias y conocimientos especializados, exponiendo y resaltando historias de éxito, mejorando las prácticas basándose en las lecciones aprendidas, así como acumulando un corpus de conocimientos sobre Cultura y Desarollo.