Estrategia - Sección de las Industrias Creativas para el desarrollo

Fragmentos del Proyecto de Programa y Presupuesto 2010-2011
35 C/5, vol. 2
Gran programa IV

04002 - En el marco del Gran Programa IV proseguirán las labores de fomento de la diversidad cultural con miras a la consecución de los tres objetivos estratégicos del programa definidos en la Estrategia a Plazo Medio para 2008-2013 (34 C/4). Para lograrlo, las actividades se articularán en torno a dos prioridades bienales y se fortalecerán las labores de concentración programática, en particular mediante la reducción del número de ejes de acción (cinco en vez de seis en el documento 34 C/5). Todos los ejes de acción del Gran Programa IV, que se enuncian más abajo, se orientarán a la integración de la cultura y el desarrollo en los diversos componentes del programa, desde el patrimonio mundial hasta los bienes culturales materiales y muebles, y desde el patrimonio hasta las industrias culturales y la artesanía.

04003 - La estrategia y las actividades asociadas a la primera prioridad sectorial bienal, "Proteger, salvaguardar y administrar el patrimonio material e inmaterial", servirán para poner de relieve cómo el patrimonio contribuye simultáneamente al desarrollo sostenible y a la cohesión social. Proseguirán las labores de protección y conservación del patrimonio en todas sus formas (material e inmaterial, cultural y natural, mueble e inmueble). Habida cuenta de las limitaciones presupuestarias y de la exigencia de mayor coherencia entre las atribuciones de la Sede y las de las oficinas fuera de ella, así como de la obligación concomitante de aplicar los instrumentos normativos consagrados en las convenciones de la UNESCO, la Sede se centrará en el desempeño de las funciones reglamentarias correspondientes a los órganos rectores de las convenciones, mientras que las oficinas fuera de la Sede se ocuparán de las funciones de formulación de políticas, creación de capacidades y establecimiento de indicadores de referencia.

04004 - Las actividades que se realicen en el marco de la segunda prioridad sectorial bienal, "Promover la diversidad de las expresiones culturales y el diálogo entre las culturas con miras a propiciar una cultura de paz", se centrarán en la incorporación de los principios de diversidad cultural y diálogo intercultural a las políticas nacionales de desarrollo en cuanto condiciones indispensables para la cohesión social, el desarrollo y la paz. Las labores de integración de la cultura en las estrategias nacionales de desarrollo se reforzarán y ampliarán, en particular mediante los procesos y las modalidades de programación conjunta de los equipos de las Naciones Unidas en los países.

04005 - El Sector de Cultura deberá afrontar dos grandes retos durante el bienio. El primero es el desequilibrio creciente entre los recursos que le son asignados con cargo al Programa Ordinario y la financiación extrapresupuestaria. En este contexto, ésta última ha aumentado considerable y encomiablemente durante los últimos años, sobre todo para respaldar la incorporación de la dimensión cultural a las políticas y estrategias nacionales de desarrollo y en los procesos de programación conjunta de los equipos de las Naciones Unidas en los países. Aun así, ha de señalarse que hasta la fecha se ha recibido un volumen insuficiente de recursos extrapresupuestarios para las convenciones de la UNESCO, cuya aplicación depende por completo de la buena voluntad de cada Estado Parte que las ha aprobado y ratificado. Si los fondos de asistencia internacional dedicados a las convenciones de 1972, 2003 y 2005 no reciben las contribuciones voluntarias adecuadas, se pondrá en riesgo su aplicación (que es una de las principales prioridades del bienio) y sobre todo su observancia efectiva en el plano local. El segundo reto será la intervención en los países, especialmente en le contexto de los procesos de programación conjunta de los equipos de las Naciones Unidas en los países, que se centrarán esencialmente en la promoción de políticas de aplicación de las convenciones sobre cultura y la integración de la dimensión cultural en las políticas nacionales de desarrollo. En bienios pasados se ha puesto gran empeño en fomentar la integración de la cultura en los marcos de desarrollo nacionales e internacionales, sobre todo mediante la asignación de recursos financieros y humanos suplementarios a una serie de países que participan en los procesos de programación conjunta por países y la elaboración de herramientas operativas para ello. Queda por delante la tarea de sacar partido de estas labores durante la fase de aplicación en el plano nacional haciendo que el número de países que participan en la elaboración de marcos de asistencia de las Naciones Unidas para el desarrollo (MANUD) durante el bienio aumente rápidamente.

04006 - Por lo que respecta a los países en situaciones posteriores a conflictos o desastres naturales, los procesos de reconciliación y reconstrucción que se lleven a cabo en el marco de iniciativas puestas en marcha y organizadas por las Naciones Unidas tendrán en cuenta los factores culturales. Partiendo del conjunto de instrumentos normativos en materia de cultura que ha elaborado, la UNESCO seguirá centrando sus intervenciones fundamentalmente en: i) la evaluación de los daños, a la que seguirán. ii) las operaciones de rehabilitación, salvaguardia y conservación, y las labores de seguimiento correspondientes. Además se redoblarán esfuerzos por establecer y promover una visión integrada en la que se reconozca que el patrimonio cultural tiene una importancia intrínseca capital y es al mismo tiempo factor de diálogo, reconciliación y cohesión social en los países. En este contexto, seguirá promoviéndose el papel de las mujeres como agentes clave del diálogo intercultural en los mecanismos de resolución de conflictos y reconciliación. En todas las actividades se intentará reforzar aún más el dispositivo intersectorial de apoyo a los países en situaciones posteriores a conflictos o desastres.

Principio de la página