Turismo - entre la oportunidad y la amenaza

El vínculo entre cultura y turismo es innegable. Según estudios recientes, el 37% del turismo mundial tiene motivaciones culturales. Los sitios del patrimonio cultural subacuático son una atracción cultural especialmente atractiva, y aunque muchos sitios no son accesibles in situ al público, un número considerable de ellos puede ser accesible al turista medio sin amenazar su conservación. Muchos artefactos del patrimonio cultural subacuático también se han hecho accesibles en museos terrestres. El patrimonio sumergido puede proporcionar así oportunidades a largo plazo para el turismo cultural y recreativo, y puede contribuir significativamente al desarrollo urbano.

Sin embargo, el turismo también puede afectar los sitios de manera negativa. La construcción de paseos costeros o marítimos, la contaminación del agua, el saqueo e incluso la recuperación de la arena ligada a la construcción de nuevos hoteles turísticos pueden amenazar los yacimientos arqueológicos.

La amenaza del Buceo deportivo

El buceo deportivo es una oportunidad para aumentar la conciencia en el patrimonio, pero también puede amenazar la conservación del mismo. Por ejemplo, los sitios clave de buceo pueden llegar a congestionarse cuando los barcos de buceo se agrupan en un área o incluso anclan en los cascos de naufragios, como se observa en los yacimientos de pecios en Malasia. Un estudio sobre las islas Sipadan y Perhentian en Malasia concluyó que los turistas tenían una alarmante falta de preocupación por la conservación de los lugares que visitaron. En las mismas islas, los desarrollos urbanísticos y turísticos mal planificados también habían sido responsables de dañar los arrecifes de corales y oscurecer un sitio del patrimonio cultural. Los buques que transportan a los visitantes a los sitios también pueden dañar los cascos, chocando con ellos. Del mismo modo, la caza de recuerdos y el saqueo pueden ser consecuencias desafortunadas e indeseables del acceso público, como se observa en muchos de los principales naufragios del Mar Rojo. Otras cuestiones pueden incluir problemas de eliminación de aguas residuales, especialmente cuando los baños del hotel vacian sus desechos directamente en el mar.


Las amenaza de tratamientos de playas

El tratamiento de playas y costas turísticas también representa una amenaza. Muchos naufragios históricos han sido despejados de las playas, para hacerlos aptos para el baño o kitesurf. Otros han sido dragados fuera de los lugares donde se construyeron los puertos deportivos de recreo. Las enormes operaciones de construcción para crear paseos marítimos también han erradicado los puertos de la Edad del Bronce, como se ha visto recientemente en el Líbano, y destruido numerosos naufragios históricos. En tales casos, es más sensato incluir el patrimonio en la planificación de las playas y, por ejemplo, crear un sendero patrimonial, como ya se hizo en las playas de Normandía, Francia o en los Cayos de la Florida, Estados Unidos.

Principio de la página