Difusión

© BAR / FPAN
Mapa de los parques de pecios protegidos de Florida. En 1987 el estado de Florida comenzó a implantar un sistema de parques subacuáticos de pecios y otros yacimientos históricos. Los pecios se han convertido en una popular atracción para buceadores que desean conocer de primera mano la historia de Florida. Aparte de su interés arqueológico, albergan una vida marina exuberante que hace de ellos verdaderos museos vivientes bajo el agua. Cada yacimiento se explica en su placa subacuática correspondiente. En las tiendas de buceo locales se pueden encontrar folletos informativos y guías subacuáticas plastificadas. Los parques están abiertos al público todo el año y son gratuitos. De momento hay once parques, pero se están habilitando otros. También se puede disfrutar de ellos en la página www.museumsinthesea.com, donde pueden descargarse vídeos de cada pecio y de la vida marina que lo rodea, así como de la historia del navío.

El patrimonio cultural subacuático debe protegerse porque es de interés público general y porque, como parte de nuestro patrimonio marítimo común, tiene un valor excepcional para la humanidad. Los instrumentos de protección como la Convención de 2001 hacen hincapié en esta noción de patrimonio común. Si no se vela por el interés del público y éste no se incluye en las políticas de información y protección, la labor de investigación y gestión será de poca utilidad. Las Normas 35 y 36 se ocupan específicamente de la información pública y la difusión.

Los temas tratados en este capítulo son:

  • Síntesis final (Norma 36)
  • Información al público (Norma 35)
Principio de la página