Tin Tua - Burkina Faso

La filosofía de autoayuda de Tin Tua hace prosperar a las comunidades

En el idioma gulimancema, una de las lenguas que se hablan en la región oriental de Burkina Faso, “tin tua” significa “ayudémonos nosotros mismos a desarrollarnos”.

Desde sus inicios, el principio rector de Tin Tua ha sido “piensa en grande, pero empieza por lo más pequeño”, una estrategia que ha dado frutos. Esta ONG especializada en alfabetización y educación no formal ha sido galardonada con uno de los Premios de Alfabetización Rey Sejong-UNESCO de 2009.

En la actualidad, los programas de Tin Tua llegan cada año a unos 40.000 estudiantes, de los que la mitad son mujeres, en aproximadamente 750 pueblos y aldeas de este país, cuyo índice de alfabetización es uno de los más bajos del mundo: alrededor del 26% para la población en general y apenas el 18% entre las mujeres.

La participación comunitaria es una de las peculiaridades del programa, que comenzó en 1986. A partir de las necesidades que los propios pobladores definieron, Tin Tua elaboró un plan de estudios en cinco lenguas locales, que incluye nociones de lectura, escritura y aritmética, junto a conocimientos prácticos sobre salud, higiene, derechos humanos, cuestiones de género, agricultura y ganadería. Los facilitadores recibieron una capacitación de tres semanas a fin de que enseñaran el programa, que constaba de dos etapas, de una duración de 50 a 75 días, con 300 horas de clases en cada una. Para participar, los alumnos deben hacer una contribución financiera. Una vez que han terminado el curso básico, pueden optar por tomar clases de alfabetización en francés,-también organizadas por Tin Tua- lo que les da acceso a los exámenes nacionales.

El mayor logro de Tin Tua es la gama de cambios que ha inducido en la vida cotidiana de los pobladores. El programa ha ayudado a los campesinos a gestionar mejor la producción de alimentos en el ámbito local y a tomar medidas para almacenar cereales, lo que les permite evitar la especulación en épocas de carestía. Además, ha facilitado capacitación al personal sanitario, en particular en la esfera de la salud materna. El personal de Tin Tua afirma que las niñas que participan en el programa son menos propensas a aceptar el matrimonio forzoso o prematuro. Algunas personas recién alfabetizadas redactan materiales prácticos de lectura y el programa ha estimulado la creación de bibliotecas ambulantes. Las evaluaciones apuntan a que los índices de alfabetización en las aldeas donde Tin Tua ha desarrollado su labor son del orden del 40% - muy por encima de la media nacional- con una tasa de abandono escolar del 7%.

Tin Tua orienta su trabajo a adultos y jóvenes mayores de 15 años, pero también se ocupa de los muchachos que abandonan los estudios entre los 9 y los 15 años de edad.

Según los encargados del programa, en esa región sólo el 50% de los niños tienen alguna probabilidad de asistir a la escuela y una cifra aun menor logra pasar del tercer curso. Tin Tua ha elaborado un plan de estudios específico para esos niños. También ha implantado un método que se emplea en las “escuelas satélites” del país, con el propósito de enseñar inicialmente al alumno en su lengua materna y luego pasar gradualmente al francés. Este método ha ayudado a mejorar el sistema educativo en general y a tender puentes entre los cursos formales y no formales. También ha ayudado a que 1.400 jóvenes adquieran un diploma oficial nacional gracias a que habían recibido clases de alfabetización en lengua francesa.

Esta ONG comparte actualmente su experiencia con Benin, Togo y Níger – países que padecen altos índices de analfabetismo y donde los métodos y enfoques de Tin Tua pueden ayudar a cambiar la situación.

Tin Tua sitio web

Ver el vídeo

CONTACTS:

ASSOCIATION TIN TUA ONG
BP 167 FADA N'GOURMA
BURKINA FASO
Phone: (00 226) 40 77 01 26
Fax: (00 226) 40 77 02 08
email: courrier(at)tintua.org
<//font><//font>

Esta información puede usarse y reproducirse gratuitamente siempre que en toda reproducción de los datos se cite a la UNESCO como fuente (con la mención © UNESCO ).<//font>

 

Principio de la página