Poblaciones Rurales

Niños de las zonas rurales, Jamaica

©UNESCO/Gary Masters
Niños de las zonas rurales, Jamaica

Los pobladores rurales representan el 70 por ciento de la población mundial y el 72 por ciento de los habitantes de los países menos desarrollados. Las desigualdades entre el campo y la ciudad constituyen un obstáculo importante al desarrollo sostenible. Las zonas rurales comprenden asentamientos humanos de menos de 10.000 habitantes y en el espacio rural predominan las granjas, los bosques, los ríos y lagos, las montañas o el desierto.

Lo característico de esas regiones es que su población depende de la agricultura; en su condición de campesinos, pastores nómadas o pescadores se ocupan de la cría de animales, la transformación y comercialización de alimentos y otros productos y servicios derivados del agro. Las comunidades rurales presentan gran diversidad cultural, social y económica.

En esas comunidades, la mano de obra es barata porque las opciones de empleo son limitadas. Por lo general, los habitantes de las zonas rurales carecen de servicios sociales básicos adecuados, porque no tienen representación política y a las regiones donde viven se les otorga escasa prioridad en los asuntos nacionales.  
 

El programa emblemático conjunto de la FAO y la UNESCO titulado Educación para la población rural (ERP, según sus siglas en inglés) recaba la acción comunitaria para abordar las disparidades entre el campo y la ciudad, mediante el enfoque selectivo de las necesidades educativas de las poblaciones rurales.   

Algunos ámbitos de actuación en lo referente a las poblaciones rurales:

  • Brindar asistencia en cuestiones educativas para los pobres y los necesitados (becas, uniformes gratuitos, exención de tasas de escolarización, etc.).
  • Fomentar el aprendizaje a distancia mediante el uso de los Centros Comunitarios Multimedia y las TIC.
  • Abordar los valores culturales que limitan las oportunidades educativas de las niñas mediante proyectos tales como las comidas que puedan llevarse al hogar y las guarderías infantiles comunitarias.
  • Racionalizar los planes de estudio con el fin de que se centren en las prioridades principales y combinen las asignaturas esenciales con los contenidos locales, y aplicarlos mediante el uso de los recursos humanos y materiales de la comunidad, para promover un aprendizaje dinámico.
  • Dar a los maestros mejores salarios y alicientes, en particular a los que trabajan en las zonas rurales, y crear premios nacionales que reconozcan la labor de los docentes que enseñan en áreas rurales y remotas.
  • Crear sistemas de apoyo innovadores en las aulas y las escuelas para ayudar a los docentes a aplicar técnicas de aprendizaje dinámico.
  • Fomentar el acopio adecuado de datos sobre los temas que atañen a los grupos destinatari
Principio de la página