» La Directora General aboga por el derecho a la educación ante el Consejo de Derechos Humanos
01.03.2013 - ODG

La Directora General aboga por el derecho a la educación ante el Consejo de Derechos Humanos

© UNESCO/Cynthia Guttman -UNESCO Director-General, Irina Bokova, takes part in High Level Panel on Human Rights Mainstreaming organized by the Human Rights Council, March 2013.

Afirmando que “los derechos humanos y la dignidad de las personas deben seguir siendo la brújula moral que guíe el avance hacia la agenda para el desarrollo después de 2015”, la Directora General exhortó a los miembros del Consejo de Derechos Humanos a reconocer la importancia central del derecho a la educación para construir sociedades incluyentes y libres de la miseria y del miedo, en el curso de una reunión de alto nivel celebrada en el Palacio de las Naciones de Ginebra el 1º de marzo de 2013.

La reunión, cuyo tema central era la integración de los derechos humanos en la agenda posterior a 2015, puso un especial énfasis en la garantía del derecho a la educación. El Secretario General de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon, instó “a todas las partes interesadas a asegurar que las normas y principios internacionales sobre derechos humanos coadyuven a guiar nuestras metas y objetivos después de 2015. El derecho a la educación es parte esencial de ese horizonte. Con demasiada frecuencia, las personas que más necesitan sus derechos son las que menos conocen sus derechos... La educación, la atención sanitaria, la vivienda y la administración imparcial de justicia no son privilegios para unos pocos, sino derechos para todos”.

“La agenda posterior a 2015 debe empezar por la equidad: asegurar que todas las personas puedan ejercer su derecho a la educación. La atención a las niñas y las mujeres es esencial”, dijo la Directora General Irina Bokova, que también subrayó el lamentable trance de los aproximadamente 28 millones de niños que se ven privados de educación en las situaciones de conflicto. “Tenemos que centrarnos en la calidad, a fin de que los jóvenes adquieran las competencias que necesitan para ingresar en el mercado de trabajo y beneficiarse del desarrollo. Y tenemos que promover la ciudadanía global y desarrollar una cultura de derechos humanos a lo largo de la educación.”

Al mismo tiempo, dijo, “debemos hacer todo lo posible por alcanzar nuestros objetivos para 2015”, y encomió la Iniciativa Mundial La educación ante todo del Secretario General para situar la educación en la primera línea de la agenda política, y la iniciativa de Su Alteza la Jequesa Moza bint Nasser “Educar a un niño”, de la cual la UNESCO es aliado estratégico, por sus proyectos en beneficio de los niños no escolarizados.

“Fortalecer la dimensión de derechos humanos en los objetivos de desarrollo es la mejor manera de asegurar que esos objetivos sean vinculantes”, dijo la Jequesa Moza, presidenta de la Qatar Foundation y Enviada Especial de la UNESCO para la Educación Básica y Superior. Pidió “un enfoque más ambicioso de la educación en los objetivos futuros de desarrollo sostenible, que abarque metas específicas para la educación en situaciones de conflicto, la calidad del aprendizaje y la educación permanente”.

La Sra. Amina Mohamed, Asesora Especial del Secretario General para la Planificación del Desarrollo después de 2015, observó que para conseguir equidad y sostenibilidad es necesaria una integración de los derechos humanos más efectiva que en los ODM. El derecho a la educación, afirmó, es una piedra angular del desarrollo incluyente. “Para tener trabajos decentes se requiere una escolarización decente, unida a una tolerancia cero del trabajo infantil, el matrimonio precoz en la infancia y la discriminación de las personas afectadas por el VIH”, añadió, haciendo hincapié en la importancia de una educación integral en sexualidad.

Para la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos Navi Pillay, “la educación es también esencial para lograr el derecho al desarrollo, haciendo posible que todas las personas, sin discriminación de ninguna clase, tomen parte activa en el proceso. Dicho en pocas palabras, sin respeto de los derechos humanos el desarrollo no es equitativo. Y un desarrollo que no sea equitativo nunca podrá ser sostenible”.

El Ministro de Relaciones Exteriores de Portugal, Sr. Paulo Sacadura Cabral Portas, pidió que la educación sea una prioridad de primer orden en la agenda posterior a 2015: “Tenemos que ser más ambiciosos, y no olvidar que en el derecho a la educación entran en juego obligaciones internacionales de derechos humanos que no pueden ser desatendidas ni quebrantadas”.

La Directora General de la OMS, Dra. Margaret Chan, subrayó que “la educación y la salud van de la mano en la lucha por sacar a las personas de la pobreza” e instó a intensificar el énfasis puesto en las mujeres y las niñas. El Director General de la OIT, Guy Ryder, declaró que la educación tiene que ser un proceso continuo a lo largo de la vida relacionado estrechamente con el mercado laboral. El UNICEF puso el acento en una estrategia de equidad que preste mayor atención a quienes han quedado rezagados y dedique un redoblado interés a las niñas, y el PNUD resaltó los beneficios de los enfoques basados en los derechos humanos para hacer frente a las desigualdades crecientes.

El Consejo de Derechos Humanos está presidido por el Sr. Remigiusz Achilles Henczel, Representante Permanente de Polonia ante la Oficina de las Naciones Unidas en Ginebra.




<- Atrás, a la lista de noticias
Principio de la página