» En el marco de su reunión anual, el Comité Regional para América Latina y el Caribe del Programa Memoria del m...
17.07.2014 -

En el marco de su reunión anual, el Comité Regional para América Latina y el Caribe del Programa Memoria del mundo de la UNESCO llama a la presentación de candidaturas

Map-Codex: San Bartolomé Cuamancingo - © Archivo General Nacional de México

El Comité Regional para América Latina y el Caribe del Programa Memoria del mundo de la UNESCO (MOWLAC) se reunirá en la Biblioteca Palafoxiana en Puebla, México, del 15 al 17 de octubre, con el fin de seleccionar aquellos documentos o conjuntos documentales de naturaleza archivística, bibliográfica, audiovisual, de cualquier género o soporte para su inscripción en el “Registro Memoria del Mundo de América Latina y el Caribe”.

Los miembros del Comité también debatirán respecto a las políticas de herencia documental así como sobre la visibilidad del programa y las oportunidades existentes para movilizar recursos para su expansión en la región.

Desde 2002, el Registro Memoria del Mundo de América Latina y el Caribe cuenta con 95 nominaciones regionales que incluyen variados acervos sobre política, filosofía, letras, música, en formato textual, gráfico y audiovisual de alcances regional y nacional. La lista latinoamericana y caribeña aborda además temas de derechos humanos, cuestiones indígenas y esclavitud.

En 1993 se reunió por primera vez en Pultusk (Polonia) el Comité Consultivo Internacional (CCI), que preparó un Plan de Acción que definía la función de la UNESCO como coordinador y catalizador para sensibilizar a los gobiernos, las organizaciones internacionales y las fundaciones, y fomentar la creación de asociaciones con miras a la ejecución de los proyectos. Se crearon sendos Subcomités Técnico y Comercial.  Se inició la preparación de directrices generales para el Programa a través de un contrato con la IFLA (Federación Internacional de Asociaciones de Bibliotecarios y Bibliotecas), así como la elaboración por la IFLA y el CIA (Consejo Internacional de Archivos) de listas de colecciones de bibliotecas y de fondos de archivos que hubiesen sufrido daños irreparables. Por medio de sus Comisiones Nacionales, la UNESCO preparó una lista de las bibliotecas y los fondos de archivo en peligro y una lista mundial del patrimonio cinematográfico de distintos países.  

Las instituciones públicas y privadas (bibliotecas, archivos, museos, etc.), las asociaciones internacionales, las compañías privadas y los individuos pueden todos formar parte de esta historia. Para ello deberán hacer llegar sus propuestas inscribiéndose en el Registro. Las candidaturas deben ser enviadas, antes del 29 de agosto de 2014, al Presidente del Comité Sergio Lopez Ruelas, Presidente- MOWLAC (sergiolr@redudg.udg.mx) con copia a  Rita Semie Hardjomohamad Tjien Fooh, 1er Vice Presidente – MOWLAC (ritatjien@yahoo.com) y Carlos Henriquez Consalvi, 2do Vice Presidente - MOWLAC (chenriquezconsalvi@mac.com).

El encuentro es organizado por la UNESCO y MOWLAC en cooperación con el Gobierno y Autoridades del Estado de Puebla además de contar con el apoyo y la participación de la Biblioteca Palafoxiana como sede de la Reunión. Para Nuria Sanz, Directora de la Oficina de UNESCO en México, el patrimonio documental es “un recurso social y una fuente permanente de conocimiento. La comunidad académica internacional de expertos en América Latina debe ser institucionalmente apoyada en su labor.”

Debido a que el patrimonio documental se conforma de todos aquellos documentos producidos en el marco de la actividad humana, que pueden tener características relevantes y ser símbolos de la memoria colectiva de un pueblo, nación región o sociedad; estos documentos, a través de su soporte y contenido, reflejan la diversidad de los pueblos, las culturas y los idiomas, pasando a ser parte del patrimonio de la humanidad. De ahí que ser anfitrión de esta XV Reunión del Comité Técnico del MOWLAC en la ciudad de Puebla sea sinónimo de relevancia para la construcción de iniciativas y directrices que optimicen la divulgación y la inscripción de nuevos documentos en las listas del Programa Memoria del Mundo para enriquecer el patrimonio cultural de América Latina y el Caribe.

El patrimonio documental traza la evolución del pensamiento, de los descubrimientos y de los logros de la sociedad humana. Es el legado del pasado a la comunidad mundial presente y futura. El patrimonio documental de numerosos pueblos se encuentra, aún hoy, dispersado debido al desplazamiento accidental o deliberado de fondos y colecciones, a los botines de guerra o a otras circunstancias históricas. En muchas ocasiones, se presentan obstáculos prácticos o políticos que impiden el acceso a él, y en otros casos, pesa la amenaza de deterioro o destrucción de los soportes aunado a la falta de prácticas actualizadas para su conservación.

La creciente toma de conciencia de estos riesgos ha hecho advertir la necesidad de adoptar acciones y políticas afines para hacer frente a la situación actual. En ese sentido, los participantes debatirán respecto al primer borrador sobre Recomendaciones para la preservación y accesibilidad del patrimonio documental, texto que será posteriormente adoptado en el marco de la Conferencia General de la UNESCO en 2015.

Debe destacarse que las actividades tendrán lugar en la Biblioteca Palafoxiana, lo que supone todo un significado para MOWLAC. La Biblioteca Palafoxiana es considerada una de las joyas más importantes de la ciudad de Puebla. Su historia se remonta al 5 de septiembre de 1646 cuando el Obispo Juan de Palafox y Mendoza donó su biblioteca particular de 5 mil volúmenes a los Colegios de San Pedro y San Juan con la condición de que se le permitiera el acceso a cualquier persona que supiera leer y no sólo a los miembros de la Iglesia y seminaristas, es por esta razón que el recinto es considerado como la primera biblioteca pública de América Latina y el Caribe y alberga actualmente una de las mayores colecciones de conocimiento.

En Junio de 2005, después de un largo proceso de restauración y catalogación, se presentó ante la UNESCO la candidatura para inscribirla en el Registro del Programa Memoria del Mundo como patrimonio documental debido a que los valores históricos y culturales de este edificio son notables.

La UNESCO puso en marcha el Programa Memoria del Mundo para evitar la amnesia colectiva y concientizar respecto a la preservación mundial de los valiosos archivos y las colecciones de las bibliotecas. El Programa busca proteger el patrimonio documental y contribuye a que las redes de expertos intercambien información y obtengan recursos para la preservación y el acceso del material documental.

Por más información sobre los requerimientos para la presentación de candidaturas entre aquí.

 

 

 




<- Atrás, a la lista de noticias
Principio de la página