» La Conferencia Río+20 reconoce la función esencial de la educación
27.06.2012 - Education Sector

La Conferencia Río+20 reconoce la función esencial de la educación

©UNESCO/Hoda Baraka

Las conclusiones de la conferencia Río+20, en palabras del Secretario

General de Naciones Unidas Ban Ki-moon, “ofrecen una sólida base para

el bienestar social, económico y medioambiental”. La función esencial

de la educación, en particular de la Educación para el Desarrollo

Sostenible (EDS), quedó destacada en los términos siguientes:

“Estamos de acuerdo en promover la educación para el desarrollo sostenible e integrar el desarrollo sostenible más activamente en la educación, más
allá del final del Decenio de las Naciones Unidas de la Educación para el
Desarrollo Sostenible”.

Esta y otras referencias a la educación reflejan las prioridades de
la UNESCO, con una clara exhortación a proseguir la EDS después de
2014, fecha en la que concluirá el Decenio de las Naciones Unidas.
Aunque muchos opinan que las conclusiones no tuvieron el alcance
esperado, la educación se mencionó con frecuencia como un ámbito
importante del desarrollo sostenible.

El liderazgo de la UNESCO en educación en general y en la EDS en particular fue ampliamente reconocido por los interesados, como Jeffrey Sachs, Director del Instituto de la Tierra de la Universidad de Columbia, durante el
evento paralelo que la UNESCO celebró en el marco de la Conferencia,
con el título de “Educar para un futuro sostenible”. En este exitoso y
concurrido acto, se puso de manifiesto un interés considerable por el
último informe de la UNESCO sobre el Decenio de las Naciones Unidas de
la EDS.

Además, el mensaje de la Organización se transmitió también con
buenos resultados en el evento paralelo sobre la Iniciativa de
Educación Superior para el Desarrollo Sostenible, en el que la UNESCO
se asoció con el Departamento de Asuntos Económicos y Sociales de las
Naciones Unidas, la Secretaría del Pacto Mundial de las Naciones
Unidas, la Universidad de las Naciones Unidas, el Programa de las
Naciones Unidas para el Medio Ambiente y otras entidades. Una fracción
considerable de los fondos comprometidos para la promoción del
desarrollo sostenible (del orden de 513.000 millones de dólares o
410.000 millones de euros), procedió de esta iniciativa.

La educación se destacó con fuerza desde el principio. En los
Diálogos sobre desarrollo sostenible, que se celebraron como actividad
previa a la Conferencia, tres de las diez actividades que los
participantes escogieron como prioritarias –entre un total de 100-
tenían que ver con la educación. La labor que la UNESCO lleva a cabo
en materia de EDS también se expuso en un acto paralelo coordinado por
el UNICEF, que trató de las iniciativas conjuntas con múltiples
asociados.

La UNESCO seguirá velando por que la EDS se tenga en cuenta cuando se
redacten los Objetivos del Desarrollo Sostenible que se iniciaron en
Río, así como en los debates generales sobre las metas internacionales
en materia de desarrollo para el periodo posterior a 2015.




<- Atrás, a la lista de noticias
Principio de la página