Hechos y cifras

Gran parte de las aguas residuales industriales se vierten sin tratamiento en los cursos de agua abiertos, lo cual reduce la calidad de mayores volúmenes de agua

  • Prácticamente todas las actividades productoras de bienes generan contaminantes como subproductos no deseados. 
  • Entre los contaminantes más importantes del agua creados por las actividades humanas se encuentran microbios patógenos, nutrientes, sustancias que consumen el oxígeno del agua, metales pesados y materia orgánica persistente, así como sedimentos en suspensión y pesticidas, los cuales, en su mayoría,  provienen de fuentes difusas (no localizadas). El calor, que eleva la temperatura de las aguas receptoras de vertidos también puede ser considerado un contaminante. Generalmente, los contaminantes son la causa más importante de la pérdida de calidad del agua en todo el mundo.
  • La industria genera más presión sobre los recursos hídricos a través de los impactos que producen las descargas de aguas residuales y su potencial contaminante, que por la cantidad de agua utilizada en la producción.
  • El mercurio y el plomo procedentes de las actividades industriales, la minería comercial y artesanal y de los lixiviados de los vertederos ponen en peligro la salud humana y de los ecosistemas en algunas áreas. Asimismo, las emisiones de las centrales eléctricas de carbón son una fuente importante del mercurio acumulado en los tejidos de los peces situados en la parte superior de la cadena trófica.
  • Las principales fuentes de nutrientes son las escorrentías agrícolas, las aguas residuales domésticas (que también son una fuente de contaminación microbiana), los efluentes industriales y los aportes atmosféricos procedentes de la quema de combustibles fósiles o los incendios forestales.
  • Las industrias que utilizan materias primas orgánicas son las principales contribuyentes a la contaminación orgánica, mientras que las industrias del petróleo, el acero y la minería representan el mayor riesgo en la liberación de metales pesados.
  • Gran parte de las aguas residuales industriales se vierten sin tratamiento en los cursos de agua abiertos, lo cual reduce la calidad de grandes volúmenes de agua y, a veces, se infiltran en los acuíferos y contaminan los recursos hídricos subterráneos.
  • Se espera que la contaminación industrial aumente en las economías emergentes junto con el desarrollo económico e industrial.
  • Muchas industrias – algunas de ellas conocidas por ser altamente contaminantes (tales como la industria química y del cuero) – se están trasladando de los países con ingresos altos a los países de economías emergentes.
  • Ha habido sin embargo un aumento progresivo de empresas que quieren obtener la certificación ISO 14001, una norma internacional estándar para la gestión medioambien ­ tal administrado por la Organización Internacional de Normalización.

Véase también::  Industria; Ecosistemas.

Principio de la página