News PlugIn Header Singleview
11.07.2012 - UNESCOPRESS / UNESCO Science Sector

Se añaden 20 nuevas reservas de biosfera a la red del Programa sobre el Hombre y la Biosfera (MAB) de la UNESCO

© Aya (Japón), reserva de biosfera

En su reunión celebrada del 9 al 13 de julio en París (Francia), el Consejo Internacional de Coordinación del Programa sobre el Hombre y la Biosfera (MAB) acordó añadir 20 nuevos sitios (dos de ellos transfronterizos) a la Red Mundial de Reservas de Biosfera, que cuenta en adelante con 598 reservas en 117 países.

Este año se han inscrito en la Red Mundial, por primera vez, reservas situadas en Haití, Kazajstán y Santo Tomé y Príncipe.

Las reservas de biosfera son lugares designados por el Programa sobre el Hombre y la Biosfera (MAB) de la UNESCO como sitios de experimentación de diferentes métodos de gestión integrada de la biodiversidad y de los recursos naturales, ya sean terrestres, costeros marinos o de agua dulce. Estas reservas son, por lo tanto, sitios donde se experimentan y aprenden prácticas de desarrollo sostenible.

Las nuevas reservas recién incorporadas a la Red son:

Sheka (Etiopía). Esta reserva abarca bosques, cañaverales de bambú, humedales y tierras de cultivo, así como asentamientos humanos y pueblos rurales. El bosque de Sheka, que forma parte de la región forestal meseteña del sudoeste de Etiopía, reviste gran importancia para la conservación de los diferentes tipos de vegetación boscosa de la región afromontana, y más concretamente de sus bosques húmedos y cañaverales de bambú alpestres. El sitio cuenta con una gran variedad de especies animales y vegetales, de las cuales se considera que hay 38 en peligro de extinción. La población local está comprometida a fondo en la tarea de mantener la integridad del ecosistema mediante la práctica de métodos de cultivo ecológicamente sostenibles.

Cuenca del Dordoña (Francia). Esta reserva engloba la totalidad de los 24.000 km2 de la cuenca hidrográfica de este río. La biodiversidad que se da en las zonas montañosas de captación de aguas es muy importante. En la cuenca del Dordoña, que cuenta con uno de los mayores estuarios de toda Europa, no hay grandes núcleos urbanos y la densidad de población es poco elevada. Las actividades humanas principales son la agricultura, la silvicultura y el turismo basado en el patrimonio natural y cultural. Al ser esta cuenca una de las tres principales zonas de producción hidroeléctrica de Francia, sus recursos hídricos y sus ecosistemas acuáticos están sometidos a una fuerte presión.

La Selle (Haití). Esta reserva de biosfera es la primera que se ha creado en Haití. Abarca una amplia gama de ecosistemas de montaña, llanura, costa y bosque seco tropical, y también zonas protegidas como “La Visite” o “Forêt-des-pins” en la que crece una especie vegetal endémica, el Pinus occidentalis. Al ser una prolongación ecológica de la Reserva de Biosfera de Jaragua-Bahoruco-Enriquillo, perteneciente a la República Dominicana, este sitio contribuye a la expansión del Corredor Biológico del Caribe y constituye un ejemplo de colaboración interestatal. En esta nueva reserva, en la que vive un 4% de la población haitiana, las actividades económicas más importantes son de índole agroforestal, pesquera, turística y artesanal.

Achanakmar-Amarkantak (India). La variada topografía de esta reserva, situada en la confluencia de varias sierras, comprende zonas montañosas, valles abiertos y llanuras. El 63% de su superficie está cubierta por bosques húmedos de hoja caduca. El sitio es de gran valor para la conservación de especies debido a la riqueza de su biodiversidad. Los métodos de gestión de los recursos forestales practicados en la reserva son de diverso tipo. El núcleo central de la reserva lo forma un bosque protegido, mientras que la zona tampón y el área de transición se caracterizan por la presencia de bosques, tierras de cultivo, terrenos saneados y núcleos de población reducidos. En Achanakmar-Amarkantak hay 418 aldeas habitadas por 27 comunidades –algunas de ellas tribales– que viven de actividades como la agricultura, el cultivo de plantas medicinales y la elaboración de productos no madereros. Esas actividades se llevan a cabo en la zona tampón y las áreas de transición. En la reserva se están realizando estudios ecológicos sobre la repoblación de las zonas forestales deterioradas y la preservación y el cultivo sostenible de plantas medicinales. Los resultados de esa labor, sólidamente documentados, se están aplicando para proseguir la mejora de la gestión del sitio.

Wakatobi (Indonesia). Esta reserva abarca las cuatro islas principales del archipiélago de las Wakatobi: Wangi-Wangi, Kaledupa, Tomia y Binongko. Cuenta con ecosistemas variados y muchas especies marinas y costeras de corales y algas, y también de peces que se capturan para el consumo local o la venta. También posee numerosas especies de aves marinas, tortugas y cetáceos, así como manglares. En el archipiélago hay 396 arrecifes coralinos y 590 especies de peces. El núcleo central de la reserva es sumamente valioso para la protección de los ecosistemas marinos y los hábitats de diversas especies vegetales y animales importantes. La reserva de Wakatobi está tratando de convertirse en un laboratorio destinado a fomentar los conocimientos de investigadores, estudiantes, municipios, organismos público y privados, organizaciones no gubernamentales y otras entidades interesadas.

Aya (Japón). Situada al este de la isla meridional de Kyushu, esta reserva alberga uno de los más vastos bosques de hoja perenne todavía existentes en el Japón, que crece en el límite entre los bosques templados-calientes de hoja perenne y los bosques templados de hoja ancha caduca. La reserva, que tiene una superficie total de 14.580 hectáreas, abarca el pueblo de Aya que está ubicado en el área de transición y tiene una población de 7.283 habitantes. El núcleo central de la reserva lo forma el Parque Seminacional de las Montañas Centrales de Kyushu, un lugar que nunca fue escenario de actividades humanas y que está siendo objeto de estudios científicos centrados en la estructura, función y dinámica de los bosques de hoja perenne. El área de transición está destinada principalmente a la agricultura orgánica. El pueblo de Aya fue el primero del Japón en fomentar un sistema agrícola tradicional orientado hacia el reciclaje, que empezó a funcionar en 1988. Se están impulsando activamente el ecoturismo (comprendida la “forestoterapia” con fines medicinales) y la educación relativa al medio ambiente.

Korgalzhyn (Kazajstán). Esta reserva de biosfera es la primera que se ha creado en Kazajstán. Situado al norte de la parte central del país, el sitio abarca un conjunto de lagos salobres y de agua dulce encajados en la estepa árida eurasiática, que constituyen un importante humedal para toda una serie de aves acuáticas migratorias y, más concretamente, para algunas especies en peligro de extinción como la rarísima grulla blanca siberiana, el pelícano dálmata y el pigargo de Pallas. La reserva natural estatal de Korgalzhyn es también uno de los componentes del sitio “Saryarka – Estepa y lagos del Kazajstán septentrional”, inscrito en la Lista del Patrimonio Mundial. La zona propuesta para la reserva tiene una superficie total de 1.603.171 hectáreas y una población de 12.500 habitantes. Dos elementos característicos de la región son su paisaje formado por mesetas, colinas y depresiones lacustres, y su clima continental extremado. El problema de la emigración humana ocasionada por el deterioro global del medio ambiente (utilización de los recursos hídricos y biológicos incompatible con el medio ambiente; y turismo no sostenible) se está tratando ahora con una serie de proyectos que fomentan la gestión sostenible de los pastizales, la creación de granjas piscícolas y cinegéticas, el ecoturismo y el desarrollo de fuentes de energía alternativas.

Tehuacán-Cuicatlán, México. Situada en una región montañosa árida y de tierras altas, esta reserva de biosfera es uno de los sitios donde se da uno de los más altos grados de diversidad biológica y de presencia de especies endémicas de todo México. Su paisaje milenario es uno de los más emblemáticos de Mesoamérica y su territorio está poblado por ocho grupos étnicos diferentes. La reserva se considera un sitio clave en lo que respecta al origen y desarrollo de la agricultura en la región mesoamericana, y más concretamente en lo referente a la domesticación del maíz, la calabaza, el aguacate y el fríjol. La característica más destacada del ecosistema es la presencia de zonas densamente pobladas de cactáceas columnares, así como de un bosque tropical bajo de hoja caduca.

Isla de Príncipe (Santo Tomé y Príncipe). Esta reserva de biosfera es la primera que se ha creado en este país. La isla de Príncipe es la más Antigua de las tres islas volcánicas del Golfo de Guinea. La reserva comprende la totalidad de la isla, sus islotes anexos y el archipiélago de las Tiñosas. Sus ecosistemas terrestres marinos y terrestres albergan una gran diversidad biológica y constituyen un excelente lugar de reproducción para tortugas de mar, aves marinas y cetáceos. Las actividades económicas más importantes son la agricultura, la pesca y el turismo. La reserva puede servir de modelo para promover el desarrollo de un ecoturismo integrado en otras islas similares, y también puede servir de base para crear una zona tampón más extensa, tanto terrestre como marina.

Ferlo (Senegal). Esta reserva de biosfera tiene una superficie total de 2.058.214 hectáreas. A pesar de las amenazas que suponen la sequía y las actividades humanas para el ecosistema, la fauna y la flora de este sitio son notablemente variadas. Ferlo alberga, en particular, algunas especies animales emblemáticas como el avestruz de cuello rojo y la gacela de frente roja, y también una especie vegetal amenazada: el granadillo negro (Dalbergia melanoxylon). Entre las actividades económicas tradicionales cabe mencionar el pastoreo y la agricultura. Se ha proyectado fomentar el ecoturismo, la acuicultura y las explotaciones forestales sostenibles para diversificar las fuentes de ingresos de la población. Ferlo alberga también varios centros de investigación.

La Gomera (España). Esta isla del archipiélago de las Canarias ocupa una posición central entre las islas de Tenerife, La Palma y El Hierro. En el centro de La Gomera se halla el Parque Nacional de Garajonay donde se alza la cumbre del mismo nombre, la más elevada de la isla con sus 1.487 metros de altura. La meseta central de 1.000 metros de altitud y la amplia red de barrancos radiales cavados por una intensa erosión de las aguas dan a la isla su paisaje excepcional. La humedad y las nubes llegadas del mar, al ser detenidas por la masa de la meseta, producen el prodigioso efecto conocido con el nombre de “mar de nubes”. El Parque Nacional de Garajonay está inscrito también en la Lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO y es notable por su bosque húmedo de laureles. Los cultivos en terrazas, importantes por su gran significado cultural, contribuyen también a la configuración del paisaje de la isla.

Las Ubiñas–La Mesa (España). Situada en la parte central de la Cordillera Cantábrica, esta reserva de biosfera comprende bosques maduros que conservan su estado primigenio y poseen un alto grado de biodiversidad. El sitio alberga también algunas especies animales protegidas como el oso pardo cantábrico y el pájaro carpintero, así como varias especies domésticas únicas en su género. El patrimonio cultural es de gran riqueza. En el Parque Natural de Las Ubiñas–La Mesa se han encontrado asentamientos humanos que datan del Neolítico. Esta nueva reserva está rodeada por la ya existentes de Babia, Valles de Omaña y Luna, Alto Bernesga y Somiedo.

Paisaje del este del Lago Vättern (Suecia). Este lago es el segundo de Suecia y el quinto de Europa por su superficie (105.520 hectáreas). Su cuenca tiene una población de 40.000 habitantes. En la mayor parte de la reserva de biosfera predominan los terrenos agrícolas y forestales, así como las aldeas y los asentamientos humanos de pequeña envergadura (granjas y casas individuales). También hay algunas explotaciones agrarias y casas solariegas grandes, así como tres zonas urbanas. El núcleo central de la reserva lo componen varias reservas naturales ya existentes, bosques protegidos y la ribera del lago. Contribuir a la adaptación al cambio climático y la atenuación de sus efectos es uno de los objetivos primordiales de esta reserva de biosfera, donde se están llevando a cabo numerosas investigaciones y actividades con esta finalidad.

Reserva de biosfera transfronteriza de Polesia Occidental (Belarrús/Polonia/Ucrania). Situada en la región biogeográfica centroeuropea, esta reserva se caracteriza por la presencia de bosques de coníferas boreales y de un bosque templado de hoja caduca en su confluencia. La región cuenta con numerosos lagos, pantanos, praderas y complejos pantanosos y lacustres. Además, posee una fauna y flora peculiares con varias especies raras y en peligro de extinción. La reserva protege tradiciones y paisajes representativos, únicos en su género, que se hallan en la encrucijada de las culturas de Europa Oriental y Europa Occidental. Las actividades económicas principales son la agricultura, la silvicultura sostenible y la pesca, así como el turismo de temporada y de fin de semana. Son muy numerosas las partes interesadas (universidades, comunidades locales, organizaciones no gubernamentales, autoridades municipales, etc.) que han participado en el planeamiento de esta reserva de biosfera transfronteriza.

Salzburger Lungau y Kärntner Nockberge (Austria). Esta reserva constituye un ejemplo representativo de los paisajes intralpinos con altas montañas y valles profundos. Se trata de un paisaje muy estructurado que se escalona desde los 600 hasta los 3.000 metros de altura sobre el nivel del mar y abarca ecosistemas típicos de los Alpes Centrales, como pantanos y fangales de montaña dotados de una gran diversidad biológica. El sitio se extiende por dos provincias. El Kärntner Nockberge es un parque nacional de 149.000 hectáreas. Además de la caza, la recolección y las técnicas agrarias ancestrales –en especial, el uso de la vegetación de los pantanos como pienso para el ganado–, el comercio y la minería también han constituido medios de subsistencia importantes para los habitantes de la región. Hoy en día, la población permanente es de 33.350 personas, de las cuales 21.000 viven en pueblos. Los sectores de la construcción, la salud pública, y la producción de bienes comerciales (cosméticos, gastronomía de lujo, madera, caucho y plásticos) representan más de la mitad de los empleos. En los valles adyacentes, el sector de servicios –incluido el turismo– es el que más empleos proporciona.

Jinggangshan (China). Situada en la zona de los monzones, esta reserva se caracteriza por su clima húmedo subtropical y la presencia de paisajes diversos (montañas, valles, cuencas estructurales y zonas kársticas) que se escalonan desde los 381 hasta los 1.779 metros de altura sobre el nivel del mar. Es la mayor zona continua de bosque primario de hoja ancha de toda la zona subtropical. La reserva alberga 3.415 especies de plantas superiores, entre las que figuran especies mutantes. La población local vive de las industrias forestales y la agricultura, y más concretamente de los cultivos de arroz, patatas, hortalizas, bambúes y árboles de té, así como de la extracción del aceite de este último. El turismo se ha desarrollado en Jinggangshan gracias a sus maravillosos paisajes y a la presencia en su territorio de algunos sitios históricos vinculados a la Revolución China.

Niubeiliang (China). Situada en la parte occidental de los Montes Qinling, esta reserva posee un ecosistema mixto de bosque templado de hoja ancha y de bosque de montaña. El 94% de su superficie la ocupan bosques de cuya gestión se encargan conjuntamente tres administraciones locales. Se considera que esta región reviste una gran importancia para la protección de los recursos hídricos destinados a la ciudad de Xi’an, capital de la provincia de Shaanxi, así como a toda la parte sur de esta misma provincia. Niubeiliang cuenta con un alto grado de diversidad biológica y con la presencia de muchas especies en peligro, como el takín dorado (Budorcas taxicolor bedfordi) y el ciervo almizclero enano (Moschus berezovskii). Los habitantes del área de transición han fomentado el desarrollo del turismo rural para incrementar sus ingresos. Las actividades humanas en esa área son, entre otras, la agricultura, la ganadería y la explotación de productos forestales. Se han impulsado activamente la cooperación con centros de enseñanza e instituciones científicas, los trabajos de investigación, la labor de vigilancia y control, la sensibilización del público y los programas de formación.

Mura-Drava-Danubio (Croacia/Hungría). Esta reserva de biosfera comprende el ecosistema de llanura inundable más vasto de Europa Central, así como algunas zonas que formaban parte de esa llanura antes de la regulación de las aguas fluviales. Las zonas ribereñas de los ríos Danubio y Mura-Drava forman una serie continua de hábitats a lo largo de la frontera entre Croacia y Hungría. En el río Mura-Drava se da la presencia de una gran diversidad de especies animales y vegetales específicas. La reserva posee hábitats húmedos muy diversos, entre los que figuran algunos de los que corren más peligro en Europa (bosques aluviales, praderas húmedas, bancos de grava y arena, lagos en herradura, brazos muertos fluviales, etc.). Una de las funciones más importantes de esta reserva de biosfera será crear las condiciones necesarias para reactivar y modernizar la gestión de la llanura inundable. Así se podrán proporcionar medios de subsistencia complementarios a las poblaciones locales y coadyuvar a la conservación de la riqueza natural del sitio. Las actividades humanas principales de la región son la agricultura, la explotación de los recursos forestales, la extracción de arena y grava, la producción industrial de diverso tipo y el ecoturismo.

Urales bachkires (Federación de Rusia). Situada en la vertiente occidental de los Montes Urales del sur, esta reserva tiene una superficie total de 345.700 hectáreas. Posee una diversidad biológica de gran riqueza y paisajes muy variados: gargantas de ríos, estepas de montaña, pantanos, llanuras inundables y embalses naturales. Además, cuenta con más de 2.000 especies animales y más de 1.650 especies de plantas, de las cuales 44 son endémicas. El sitio comprende cinco zonas protegidas diferentes, entre las que figuran parques nacionales y zonas boscosas. También engloba sitios arqueológicos excepcionales vinculados a la cultura y la historia del pueblo bachkir, así como la cueva sagrada de Shulgan Tash que se ha conservado desde la Edad de Piedra. La población local es de 14.957 habitantes y las actividades principales son la silvicultura, la agricultura en pequeñas explotaciones, la apicultura y el turismo. Esta última actividad va en aumento: entre mayo y septiembre visitan el sitio unas 180.000 personas.

Galloway y Ayrshire meridional (Reino Unido). La superficie de esta reserva de biosfera, que es el resultado de la fusión de dos reservas naturales, totaliza 520.000 hectáreas. Posee paisajes de campo abierto, “lochs”, llanuras anegadizas, tierras arables, pastos y zonas pobladas de árboles. La densidad de población es baja (menos de 100.000 habitantes). El sitio ha sufrido en el plano socioeconómico las consecuencias del cierre de las minas e industrias textiles locales. Las ciudades son muy escasas y su población no supera los 10.000 habitantes. El grado de diversidad biológica es elevado y son muy numerosas las poblaciones de urogallos, águilas reales y liebres de monte. El núcleo central de la reserva consta de varias áreas protegidas, de cuya gestión se encarga su organismo propietario: el Patrimonio Nacional Escocés. El turismo está en auge: más de 850.000 visitantes anuales.

Ampliaciones y nuevas denominaciones y zonificaciones de reservas de biosfera ya existentes

Reserva de Biosfera de Fray Jorge (Chile) – Ampliación. Con la ampliación de esta reserva de biosfera no sólo se integra el área de transición excluida en el momento de su designación (1977), sino que además se ensancha la zona tampón. De esta manera, la reserva duplica su superficie. La zona es representativa de un hábitat de matorral enano de clima costero nuboso, que alberga especies de plantas suculentas y arbustos espinosos pertenecientes al tipo de vegetación árida y semiárida característica del Chile “mediterráneo”. El sitio cuenta con los siguientes biomas: río, estuario (desembocadura del río Limarí), costa, matorral esclerófilo semiárido y bosque residual de hoja perenne. Los terrenos de la nueva ampliación rodean el Parque Nacional Fray Jorge y la reserva va a ser objeto de una nueva zonificación para aplicar el marco legal vigente.

Reserva de Biosfera de las Islas y el Mar de Iroise (Francia) – Ampliación y nueva denominación (antiguo nombre: Reserva de Biosfera del Mar de Iroise). Esta reserva de biosfera abarcará ahora también un parque marino y la isla de Sein. Su ampliación es una consecuencia del compromiso contraído por las comunidades locales en favor de un desarrollo compatible con el medio ambiente, que se ha plasmado en la adopción de una Carta en pro del Desarrollo Sostenible. La reserva cuenta ahora con una superficie total de 99.149 hectáreas y 1.324 habitantes.

Reserva de Biosfera de Doñana (España) – Ampliación. Este sitio fue designado reserva de biosfera en 1980. La reciente ampliación integra el área de transición no incluida en un principio y ensancha la zona tampón, con lo que se ha triplicado la superficie total de la reserva. Así, el sitio abarca una de las zonas de humedales más importantes y diversos paisajes. Las playas y cadenas de dunas de la faja costera alternan con bosques, pinos centenarios y un sistema complejo de lagunas conectadas con la capa freática. En el núcleo central y la zona tampón solamente hay infraestructuras ligeras destinadas a trabajos de investigación, usos públicos, eventos institucionales y actividades de vigilancia. El área de transición tiene 190.000 habitantes, vecinos de los 14 pueblos que integran la Mancomunidad de Municipios de la Comarca de Doñana. En los meses de verano, la población alcanza unas 500.000 personas debido al turismo de temporada.

Reserva de Biosfera de Sierra Nevada (España) – Nueva zonificación. Este sitio fue designado reserva de biosfera en 1986. Ahora se ha sometido a aprobación una nueva zonificación para integrar el área de transición no incluida en un principio. Hoy en día, la reserva abarca el núcleo central de la Cordillera Penibética, donde se halla la cima más alta de la Península Ibérica: el pico Mulhacén (3.482 m.). Las laderas abruptas de las montañas son una muestra de la erosión glaciar que configuró su morfología en el pasado. Además de sus grandiosos paisajes, lo que confiere un valor excepcional a la Sierra Nevada es el hecho de que alberga numerosas especies animales y vegetales, endémicas y únicas en su género.

                                                       *****

                                            Contacto de prensa:

                      Agnès Bardon. + 33 (0) 1 45681764. a.bardon(at)unesco.org






<- Atrás, a la lista de noticias
Principio de la página