Cuba es el país de América Latina y el Caribe con mayor Índice en el Desarrollo de la Educación

Con un gasto público en educación del 13 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB), Cuba presenta un Índice en el Desarrollo de la Educación (IDE) de 0.983, encabezando América Latina y el Caribe, según el Informe de Seguimiento de la Educación para Todos en el Mundo 2013-2014 “Enseñanza y aprendizaje: Lograr la calidad para todos”.

Así, Cuba llegará a 2015 con un alto índice de cumplimiento de los seis objetivos de la Educación para Todos (EPT) en el mundo, destacó Herman van Hooff, director de la Oficina Regional de Cultura para América Latina y el Caribe de la UNESCO, en el acto de lanzamiento de esta publicación anual en La Habana, reconocida como un instrumento primordial para evaluar los progresos mundiales en la materia.

Durante la presentación, realizada 5 de febrero de 2014 en el centro histórico de la capital cubana, Van Hooff realizó un resumen de los avances y desafíos relativos a la consecución en el mundo de estas metas, y resaltó que a pesar de algunos avances logrados a lo largo del último decenio, aún 57 millones de niños siguen sin estar escolarizados (la mitad de los cuales vive en zonas afectadas por conflictos) y 774 millones de adultos son analfabetos. Esto representa una disminución de apenas un 1% desde 2000, por lo que los objetivos mundiales de la EPT no se alcanzarán antes del plazo establecido en 2015.

El alto funcionario señaló que la Educación deberá ocupar lugar central en la agenda post 2015 que se defina para el desarrollo, y puntualizó que deberían fijarse metas de financiación para que los países asignen por lo menos el 6% de su PIB a la educación, y los donantes rindan cuentas de sus promesas, a fin de velar por que nadie quede rezagado por falta de recursos.
 
Como parte de la presentación del Informe de Seguimiento de la Educación para Todos en el Mundo 2013-2014, Miguel Llivina, oficial del Programa de Educación de la Oficina de la UNESCO en La Habana, profundizó en la temática central de esta edición del documento y que también constituye el sexto objetivo de la EPT: mejorar la calidad de la educación para todos.

Al respecto, Llivina subrayó la existencia de una crisis mundial del aprendizaje que está afectando más a las personas desfavorecidas, puntualizando cómo de los 650 millones de niños en edad de asistir a la escuela primaria en el mundo, un 38% no está adquiriendo los conocimientos básicos, y una cuarta parte de los jóvenes de 15 a 24 años de edad en los países pobres no puede leer una oración entera.

Tal como se plantea en el Informe, los docentes deben ser vistos como una parte fundamental de la solución a la crisis mundial del aprendizaje, y en correspondencia se formulan cuatro estrategias en esta dirección: contratar a los mejores docentes de distintos medios, formar bien a todos los docentes, tanto en la formación inicial como continua; distribuir eficazmente a los docentes mediante el ofrecimiento de incentivos a aquellos que enseñen en zonas desfavorecidas; y conservar a los docentes mediante la mejora de las condiciones de trabajo e itinerarios de adelanto profesional. 

La actividad de presentación en La Habana del Informe de Seguimiento de la EPT 2013/14 contó con la presencia del viceministro de Educación de Cuba, Rolando Forneiro, y otros directivos del ramo; Juan Antonio Fernández Palacios, presidente de la Comisión Nacional Cubana de la UNESCO y especialistas de la institución; rectores de diversas universidades de la capital; miembros de las Cátedras UNESCO y de la Red de Escuelas Asociadas a la UNESCO en la isla; así como los representantes de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) y del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), y colegas de diversas agencias del Sistema de Naciones Unidas radicadas en el país.

Más información

Principio de la página