La educación, víctima de la violencia armada

Los disparos constantes y las guerras de pandillas comunes en esta zona han obligado a los profesores a dar clases en los techos, Pakistán.

© UNESCO/Akhtar Soomro
Los disparos constantes y las guerras de pandillas comunes en esta zona han obligado a los profesores a dar clases en los techos, Pakistán.

En contextos de conflicto y fragilidad, se producen ataques deliberados por motivos políticos, militares, ideológicos, sectarios, étnicos o religiosos contra docentes, estudiantes, profesores, sindicalistas del sector o funcionarios de educación, y también contra quienes levan a cabo tareas humanitarias o de desarrollo. Estos incidentes entrañan el empleo deliberado de la fuerza, de forma que trastorne e impida la prestación de servicios educativos, prive a las personas de su derecho a la educación de calidad y las ponga en peligro, en lugares que deberían brindarles protección.  

Con el fin de documentar esas graves violaciones, la UNESCO encargó en 2007 un estudio que lleva por titulo La Educación víctima de la violencia armada. El propósito de este trabajo innovador consistía en exponer en todo detalle la frecuencia de las agresiones contra las escuelas, los docentes y los estudiantes, y atraer la atención sobre la necesidad de actuar conjuntamente para ponerles fin. Basándose en las conclusiones del estudio, la UNESCO participa activamente en los esfuerzos conjuntos que se realizan para reducir la frecuencia de esos ataques y evitar que puedan efectuarse impunemente. La UNESCO mantiene el compromiso de profundizar en la investigación relativa a las estrategias eficaces de respuesta y prevención, y fortalecer el seguimiento de la aplicación de los instrumentos normativos vigentes que prohíben el uso de la violencia armada contra el derecho a la educación. Para descargar el informe, sírvase pulsar aquí

 

Principio de la página