Cities against COVID-19

Historia

Las redes de ciudades de la UNESCO se movilizan contra la COVID-19

Más de 500.000 médicos de los hospitales públicos de Beijing (China) efectúan desde enero de 2020 consultas gratuitas en línea sobre la COVID-19 en la plataforma médica privada “WeDoctor”. Publicidad digital urbana sobre la distanciación social preconizada durante la pandemia de COVID-19 (Chicago, EE.UU). En Roma (Italia), el festival cinematográfico internacional “Alice nella città” puso en marcha un programa llamado “Cine en casa” para proyectar películas en fachadas de edificios, a fin de que toda la población pudiera verlos.

Más de la mitad de la población mundial vive en ciudades, y son éstas las que se vieron más gravemente afectadas por la pandemia de COVID-19. Sin embargo, también fueron los lugares donde se encontraron y aplicaron las soluciones más innovadoras para luchar contra la crisis sanitaria. Las redes de ciudades de la UNESCO –en particular la Coalición Internacional de Ciudades Inclusivas y Sostenibles (ICCAR) y la Red de Ciudades Creativas (UCCN)– idearon toda una serie de medios creativos para ayudar a sus habitantes, especialmente a los más vulnerables, para afrontar la crisis.

En los Estados Unidos, una de las siete alianzas regionales de la ICCAR, la Coalición Americana de Ciudades contra el Racismo y la Discriminación, creó una plataforma en línea denominada “COVID-19: What Mayors Need to Know” [COVID-19 – Lo que deben saber los alcaldes] para proporcionar recursos y orientaciones a las autoridades municipales. En Nueva York, todos los ciudadanos pudieron someterse gratuitamente a una prueba de detección del coronavirus. Se adoptaron medidas especiales para las personas carentes de seguros de asistencia médico-sanitaria o susceptibles de ser víctimas de discriminaciones. El alcalde, Bill de Blasio, recurrió al Fondo de Socorro de Emergencia COVID-19 para prestar ayuda a los neoyorquinos, especialmente a los profesionales sanitarios, los empleados en servicios esenciales, las pequeñas empresas, los asalariados por horas y los jóvenes.

Por su parte, el alcalde de Boston, Marty Walsh, asumió la dirección de la labor realizada por los organismos competentes de la ciudad en materia de salud pública, vivienda seguridad pública y servicios humanitarios, comprendidos los relacionados con los albergues de emergencia, centros diurnos y comedores municipales para las personas sin techo. Chicago creó el Centro de Respuesta al Coronavirus, un servicio de “ventanilla única” en línea para todos los habitantes de la ciudad, incluidos los migrantes. El alcalde de San Francisco, London Breed, decretó una moratoria de los desahucios de viviendas. El de Los Ángeles, Eric Garcetti, transformó las instalaciones recreativas de los parques municipales en albergues provisionales para alojar a las personas sin techo e instaló en ellos 360 lavamanos y 120 servicios higiénicos móviles.

En los países árabes, las ciudades marroquíes de Rabat y Esauira, las libanesas de Sidón y Biblos, y la egipcia de Alejandría, todas ellas miembros de la Coalición de Ciudades Árabes contra el Racismo, la Discriminación, la Xenofobia y la Intolerancia, perteneciente a la ICCAR, centraron su labor contra la pandemia en la atención a los ciudadanos en situación más vulnerable.

Gracias a diversos fondos públicos y privados fue posible proporcionarles, entre otros, los siguientes servicios especiales: repartos de alimentos para los desempleados; visitas médicas a domicilio para las personas de edad avanzada; y acceso libre a sitios web y líneas telefónicas de asistencia para consultar gratuitamente a especialistas en salud mental.

Las redes de ciudades de la UNESCO se movilizan contra la COVID-19

Músicos de Llíria (Comunidad Autónoma de Valencia, España) tocando en su balcón la “Novena Sinfonía” para los vecinos. Las bibliotecas de la capital de Colombia pusieron sus fondos a disposición del público por conducto de su BiblioRed en línea. la Ciudad Creativa de Wonju creó un servicio especial para que los lectores tomaran prestados y devolvieran los libros desde sus vehículos.

 

Cities against COVID-19

Algunas de las respuestas a la crisis se elaboraron con ayuda de la publicación Toolkit for Urban Inclusion in Arab Cities, [Guía práctica para la inclusión urbana en las ciudades árabes], editada en 2019 por la UNESCO y el Centro Interuniversitario Europeo para los Derechos Humanos y la Democratización. Así se ha confirmado que esta guía constituye un elemento de referencia concebido “por y para las ciudades árabes”, en el que se presentan orientaciones prácticas y modelos de políticas que pueden resultar útiles en tiempos de crisis.

Toolkit for urban inclusion in Arab cities
UNESCO
UNESCO Office Cairo
ETC Graz
2020
UNESCO
0000374630

Un número importante de los 246 miembros de la Red de Ciudades Creativas (UCCN) se dedicaron a organizar actividades culturales e innovadoras durante la pandemia para mejorar el bienestar de sus habitantes.

Beijing (China), Ciudad del Diseño, recurrió a su gran potencial de innovación tecnológica para crear una plataforma de consultas médicas gratuitas en línea sobre la COVID-19 con un doble objetivo: proporcionar a los ciudadanos un acceso seguro a los servicios sanitarios; y mitigar los riesgos de proliferación de los contagios.

Roma (Italia), Ciudad del Cine, puso en marcha un proyecto llamado “Cine en casa” para que durante el confinamiento los vecinos pudieran asistir desde sus domicilios a proyecciones nocturnas de películas en las fachadas de los edificios.

Llíria (España), Ciudad de la Música, impulsó en las redes sociales la campaña “#VentanasDeMúsicaYEsperanza” para que los músicos animaran a los vecinos dando conciertos desde sus balcones.

Otras ciudades creativas, como Bogotá (Colombia) y Wonju (República de Corea), salvaron el obstáculo de la distanciación social y siguieron poniendo a disposición de los ciudadanos los fondos de sus bibliotecas públicas. Para ello, la primera de estas dos ciudades recurrió a su BiblioRed en línea y la segunda a un nuevo servicio original de entrega y recogida de los libros prestados.

La UNESCO ha recopilado en una publicación electrónica titulada Respuestas de las ciudades creativas de la UNESCO a la COVID-19 una vasta y amplia gama de soluciones innovadoras, centradas en la cultura, que las ciudades creativas han aportado durante la crisis sanitaria. Esta publicación está disponible en chino, español, francés e inglés. La UCCN organizó, en colaboración con las autoridades nacionales y municipales competentes de China, la 3ª Cumbre de Ciudades Creativas de la UNESCO. Celebrado en septiembre de 2020 en Beijing, este evento congregó a un conjunto muy diverso de participantes que examinaron y compartieron toda una serie de buenas prácticas sobre la manera en que la fusión de la cultura y la creatividad con la tecnología y el espíritu de innovación ha permitido a las ciudades afrontar con una mayor capacidad de resistencia la crisis provocada por la COVID-19.

UNESCO Creative Cities' response to COVID-19
UNESCO
2020
UNESCO
0000374264

En junio de 2020, la Plataforma de Ciudades de la UNESCO1, que agrupa a ocho redes y programas de la Organización, convocó una reunión virtual titulada “Soluciones urbanas – Aprender de las respuestas dadas por las ciudades a la pandemia de COVID-19”. Participaron en ella diversas partes interesadas para examinar el impacto múltiple de esta crisis sanitaria en las ciudades y apoyar los esfuerzos encaminados a afrontarlo que realizan los decisores de políticas urbanas y los protagonistas de la vida ciudadana.

No cabe la menor duda de que las ciudades serán los motores de la futura recuperación, porque es precisamente en ellas donde se concentra el mayor número de personas, recursos y actividades.
Xing Qu, Director General Adjunto de la UNESCO