early childhood Cambodia-c-Erika Pineros

Historia

Preparar a la próxima generación para la escuela en las regiones rurales de Camboya

En el noreste de Camboya, en medio de las plantaciones de caucho y anacardos en las montañas de Ratanakiri, la escuela infantil de Kok Ampel ofrece mejores oportunidades para un futuro más brillante a los niños indígenas kreung de 3 a 6 años de edad.

early childhood Cambodia-c-Erika Pineros

A pesar de no haber podido completar el segundo ciclo de educación secundaria en su juventud, Chanthu Man comenzó hace casi diez años una formación para convertirse en docente a través del Programa de Educación Plurilingüe.  

 early childhood Cambodia-c-Erika Pineros
Me encanta mi trabajo. ¡Puedo jugar con los niños y verlos sonreír!
Chanthu Man, docente
 early childhood Cambodia-c-Erika Pineros

Mediante actividades lúdicas, Chanthu ayuda a los educandos a aprender el jemer, la lengua oficial de Camboya, lo que les proporciona herramientas esenciales para continuar su educación.

“Es importante que sepamos de dónde venimos”, afirma. “Podemos aprender otras lenguas, pero no podemos olvidar la nuestra”. Chanthu explica que, aunque hablar kreung es esencial para preservar su cultura, el jemer les ayuda a comunicarse con otras personas fuera de su pueblo y a encontrar mejores trabajos.

early childhood Cambodia-c-Erika Pineros
early childhood Cambodia-c-Erika Pineros

La gran mayoría de la población de Ratanakiri es indígena, y aunque el desarrollo supone una gran amenaza para su cultura, el Programa de Educación Plurilingüe pretende ofrecer a las poblaciones aisladas mejores oportunidades al tiempo que fomenta la conservación de sus raíces. 

early childhood Cambodia-c-Erika Pineros

Esta historia forma parte de una exposición fotográfica que se presentará en la Conferencia Mundial sobre Atención y Educación de la Primera Infancia que se celebrará del 14 al 16 de noviembre de 2022 en Taskent (Uzbekistán).

La Conferencia reafirmará el derecho de cada niño pequeño a recibir una atención y educación de calidad desde su nacimiento y exhortará a los Estados Miembros a aumentar su compromiso y sus inversiones con miras a garantizar el acceso de todas las niñas y todos los niños al desarrollo de la primera infancia, una atención y una educación preescolar de calidad, que los prepare para cuando comiencen la educación primaria.