La fiesta de los Cuarenta Santos Mártires de Štip


Inscrito en 2013 (8.COM) en la Lista Representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad

© (2010) by TV IRIS (2010) Sasho Tatarchevski
La fiesta de los cuarenta santos mártires tiene lugar en Štip el 22 de marzo de cada año para honrar a los santos supliciados en el siglo IV en la ciudad de Sebaste, y también para celebrar el primer día de la primavera. Los participantes en la fiesta se congregan primero en las calles y plazas de Štip y luego emprenden la ascensión de la colina de Isar, haciendo un alto en una iglesia para rendir homenaje a los cuarenta santos mártires. La tradición exige que, durante la subida a Isar, cada participante salude a cuarenta personas conocidas, recoja cuarenta piedras pequeñas y corte cuarenta flores o ramitas de los almendros que crecen en las proximidades. Cuando llegan a la cumbre de la colina, los participantes expresan deseos al mismo tiempo que arrojan al río Bregalnica treinta y nueve de las piedras recogidas. La piedra restante se pone ese mismo día debajo de la almohada, antes de acostarse. Durante todo el día, varias orquestas interpretan melodías en la colina. Los padres que suben a Isar con sus niños transmiten a éstos el ritual festivo, y los familiares y amigos de más edad lo transmiten a sus parientes y amistades más jóvenes. Este evento primaveral requiere la cooperación desinteresada de numerosas personas de todas las edades, clases sociales y orígenes, y por lo tanto fomenta el espíritu de equipo y la solidaridad. Además, esta fiesta constituye un medio para reunir a los diversos grupos étnicos y religiosos que viven en Štip, perpetuando así el sentimiento de pertenencia a la ciudad y de fidelidad a sus tradiciones.